Cómo aumentar la altura de una mesa

Escrito por mark morris | Traducido por maria eugenia gonzalez
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo aumentar la altura de una mesa
Aumenta la altura de una mesa (Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images)

Compraste una hermosa mesa que combina perfectamente con tus sillas. Llegas a casa y encuentras que la compra del siglo tiene una falla importante; la mesa es demasiado baja para las sillas. Antes de ponerla en venta en Craigslist, prueba aumentar la altura de la mesa. Con algunas herramientas y un poco de conocimiento puedes transformar un desastre en una mueble al que tu familia podrá sentarse en los años venideros.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Patas de mesa hechas
  • Sierra ingletadora o de mano
  • Martillo y cincel
  • Llave inglesa
  • Cinta métrica
  • Taladro con broca de 1/4
  • Tarugos de madera de 1/4 pulgada
  • Cola
  • Pintura o tinte

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Decide cuánto necesitas elevar la altura de tu mesa. La altura típica de una mesa es de 30 pulgadas (75 cm). Para nuestro ejemplo, digamos que quieres elevarla a 37 pulgadas (92,5 cm), la altura típica de una barra, para que combine con un grupo de sillas altas o taburetes.

  2. 2

    Compra la cantidad suficiente de patas para muebles pre torneadas en un centro de mejoras para el hogar para extender cada pata de tu mesa. Las tiendas por lo general tienen variedad. También necesitarás un tarugo de 1/4 pulgada para cada pata, y tinte o pintura que combine con la mesa.

  3. 3

    Coloca la mesa boca abajo y retira las ruedas, deslizadores o protectores de patas. Las ruedas pueden requerir una llave inglesa, mientras que los deslizadores de nailon o metal pueden ser retirados con un martillo y un cincel de madera ancho. Simplemente coloca el cincel contra el borde del deslizador y dentro de la unión entre éste y la pata. Levanta el deslizador con el cincel. Conserva los deslizadores; si las patas nuevas no los tienen, vuelve a usarlos.

  4. 4

    Marca el centro de la pata y con un taladro haz un agujero de 1/4 pulgada a 2 pulgadas (5 cm) de profundidad paralelos a la pata de la mesa. Repite lo mismo con todas las patas. Inserta un tarugo de madera de 1/4 pulgada en cada pata. Pon algunas gotas de cola en cada agujero, golpea los tarugos firmemente y déjalos secar.

  5. 5

    Corta las patas nuevas con una sierra ingletadora o de mano. Para nuestro ejemplo córtalo de siete pulgadas (17,5 cm) de largo, pero puedes ajustarlas si es necesario. Marca la parte superior de cada pata cortada en el centro y haz un agujero de 1/4 pulgada de dos pulgadas (5 cm) de profundidad. Si tienes un tornillo de banco, sujeta la pata a él con una abrazadera, con un trapo envuelto alrededor de la pata para proteger la madera, lo que te facilitará el trabajo.

  6. 6

    Coloca algunas gotas de cola en la base de cada agujero, y luego coloca los tarugos. Pon un poco de pegamento en las patas existentes en la mesa y golpea las nuevas extensiones firmemente o hasta que lleguen hasta las patas viejas. Usa un trapo húmedo para eliminar el exceso de pegamento. Deja secar por completo y tiñe o pinta las patas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles