Lifestyle

Cómo construir un filtro para un estanque de peces con una cubeta de plástico

Escrito por andrew leahey | Traducido por stefanía saravia
Cómo construir un filtro para un estanque de peces con una cubeta de plástico

El agua limpia hace que tus peces estén saludables y que parezcan de colores más brillantes.

Art Wolfe/Digital Vision/Getty Images

Hacer un filtro para un estanque de peces con una cubeta de plástico es una manera fácil de limpiar el estanque y mejorar las condiciones del agua para los peces. Las cubetas de plástico no son buenos filtros para acuarios de interior, ya que pueden ser de aspecto desagradable cuando se ve desde los lados de un tanque de vidrio. En un estanque, sin embargo, puedes de manera fácil y efectiva ocultar tu filtro casero en el suelo del estanque.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Bomba sumergible
  • Cubeta de plástico, del tamaño de una caja de zapatos
  • Mangueras de calefacción
  • Esponjas de plástico, sin jabón
  • Herramienta rotativa Dremel
  • Bisturí
  • Cinta a prueba de agua

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Coloca la bomba sumergible dentro del centro de la cubeta de plástico. Fíjala firmemente a la parte inferior de la cubeta si la bomba tiene pies de estilo succión.

  2. 2

    Establece dónde necesitas hacer cortes en la cubeta de plástico. Determina la ruta directa, tanto para la manguera como para el cable eléctrico y haz una marca en la cubeta de plástico para indicar dónde cortar. Marca un agujero en la tapa para alimentar a la manguera de agua de la bomba. Marca el orificio para el cable eléctrico en el lado de la cubeta.

  3. 3

    Corta agujeros lo suficientemente largos en la cubeta de plástico para acomodar los cables eléctricos y la manguera de agua, utilizando la herramienta Dremel en su nivel más bajo o un bisturí. Asegúrate de hacer el agujero para el largo del cable para acomodar el extremo del enchufe.

  4. 4

    Coloca las esponjas de plástico libres de jabón alrededor de la bomba en el interior de la cubeta como si la estuvieras envasando para su transporte. Estos son los "filtros". Empaca las esponjas con fuerza y ​​pon la tapa en donde la manguera y el cable se alimentan a través de sus aberturas.

  5. 5

    Encinta toda la cubeta usando la cinta impermeable. Encíntala de manera segura de modo que no se pueda abrir una vez que está en el agua.

  6. 6

    Corta al menos tres agujeros de 1 por 1 pulgada (2,5 por 2,5 cm) a lo largo de ambos lados de la cubeta, utilizando tu bisturí. Corta dos agujeros de 1 por 1 pulgada (2,5 por 2,5 cm) en cada lado corto de la cubeta para que sirvan como tomas de agua.

  7. 7

    Ubica la cubeta dentro del estanque, utilizando tus manos o un bastón para sumergirla lentamente. Espera hasta que todo el aire se vaya de la cubeta y observa que halla alcanzado el fondo.

  8. 8

    Enchufa las mangueras y las conexiones eléctricas.

Consejos y advertencias

  • Desmonta la cubeta y limpia las esponjas al menos dos veces por temporada, o en cualquier momento que veas que el flujo de agua disminuye sustancialmente. Antes de que el agua entre a la bomba y se envíe a través de la manguera a la cascada o una fuente, pasará a través de los depuradores de plástico, dejando atrás escombros.
  • Se puede ajustar la presión del agua que va a la cascada o una fuente sin necesidad de desmontar la cubeta colocando una abrazadera en la manguera y apretándola.
  • Si tienes peces muy pequeños en el estanque, sustituye los agujeros de 1 por 1 pulgada (2,5 por 2,5 cm) por pequeñas punciones en la cubeta.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media