Estilo

Cómo cuidar el cabello negro y dañado

Escrito por sabrina ashley | Traducido por ehow contributor

Toda mujer quiere tener un cabello hermoso. Sin embargo, si tienes cabello negro y dañado, te dará más trabajo cuidarlo bien. Afortunadamente, hoy en día hay mucha información acerca de cómo cuidar el cabello negro. Existen productos formulados especialmente para cuidar el cabello de las personas afroamericanas. Con cuidados diarios, cualquier mujer que tenga cabello negro y dañado puede lograr que éste se vea más fuerte, más largo y más sano.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Lava tu cabello una vez por semana. Es importante mantener el cabello y el cuero cabelludo limpios. En general, el cabello negro es seco y quebradizo. Usa un champú hidratante formulado para el cabello seco. Cuando apliques el champú, intenta usar agua fría o tibia. El agua caliente tiende a secar el cabello aún más. Si usas muchos productos para peinar el cabello, como gel, mousse o esprays para el cabello, usa un champú antiresidual, como el Neutrogena''s Anti-Residue, una vez por mes.

  2. 2

    Usa acondicionadores regularmente. Después de cada lavado, usa un acondicionador para suavizar el cabello y reducir los nudos. Elige un acondicionador que esté formulado para el cabello seco. Una vez por semana, realiza un tratamiento acondicionador profundo. Todavía siguen siendo populares lo tratamientos de aceite caliente de Alberto VO5. Otra opción es calentar aceite de oliva o de coco. Aplica el aceite al cabello. Déjalo actuar durante una hora antes de lavarlo. Elige acondicionadores hechos de proteínas. El cabello está compuesto de keratina, que es una forma de proteína.

  3. 3

    Usa la menor cantidad de calor posible en tu cabello. Aunque usar el secador es más rápido que secarlo con una toalla, todo ese aire caliente puede dañar el cabello. Los ruleros calientes, los rizadores, los peines calientes, las planchitas y otros aparatos también irradian calor sobre el cabello y lo resecan. Si tienes que usar estos aparatos, aplica un producto que proteja el cabello del calor, como el Nexxus Heat Protexx.

  4. 4

    Recorta las puntas de tu cabello. El cabello seco y quebradizo tiene muchas puntas abiertas. A medida que las puntas abiertas avanzan, causan más daño al cabello. Recortar las puntas cada cuatro a ocho semanas es importante. Puedes hacerlo tú misma o ir a una peluquería. Al quitar las puntas abiertas, puedes reducir los quiebres del cabello. Esto permite que crezca más largo.

  5. 5

    Hidrata tu cabello regularmente. Añadir un poco de aceite al cabello lo mantendrá suave y brilloso. También reducirá los quiebres. Coloca una cantidad de aceite de oliva, coco o canela del tamaño de una moneda de diez centavos en la palma de tu mano. Masajea el aceite en tu cabello. Asegúrate de añadir aceite a las puntas para reducir los quiebres.

  6. 6

    Masajea el cuero cabelludo. Esto incrementa la circulación y el flujo sanguíneo, lo que trae sangre rica en nutrientes a los folículos pilosos. El masaje también incrementa la producción de aceites naturales del cuero cabelludo, que pueden lubricar el cabello. La mayor circulación también fomenta el crecimiento del cabello.

  7. 7

    Usa una gorra para dormir. Las fundas de almohada de algodón son muy absorbentes y pueden llevarse los aceites de tu cabello. Para protegerlo, usa una gorra para dormir de satén o seda. También puedes envolver tu cabeza con una bufanda de seda. La tela suave proporciona una capa que protege a tu cabello del lino absorbente.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media