Cómo sellar una pared alrededor de una bañera

Escrito por kenneth coppens | Traducido por alejo beltzer
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo sellar una pared alrededor de una bañera
(Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

Uno de los pasos más importantes de instalar o mejorar una bañera es sellar las juntas que se encuentran entre las paredes y las bañeras. Un sello apropiado previene que el agua se filtre entre la bañera y la pared, que a su vez reduce potencialmente que crezca moho dañino. La masilla, el sellador más usado generalmente para las bañeras, puede generar un sello resistente fácilmente, pero puede ser difícil conseguir un acabado suave y profesional sin la preparación adecuada.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Espátula
  • Esponja
  • Toallas de papel
  • Cinta aisladora
  • Masilla
  • Pistola para enmasillar

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Quita cualquier sobra de masilla de las paredes si es necesario. Mantén la hoja de la espátula contra una parte enmasillada de la pared y raspa la masilla restante. Repite el proceso por toda la superficie enmasillada de la bañera. Quita todas las partes sobrantes de masilla.

  2. 2

    Friega el área en donde la pared y la bañera se unen usando una esponja limpia y seca para quitar cualquier residuo de masilla y limpiar la superficie para la nueva. Limpia el área con una toalla de papel humedecida. Deja que la superficie se airee hasta que esté seca al tacto.

  3. 3

    Forra cada lado de la juntas donde la pared y la bañera se unen usando cinta aisladora. Deja 0,95 cm de espacio libre entre los dos lados de la cinta. La cinta asegurará un forrado uniforme de masilla sobre la junta.

  4. 4

    Coloca un cilindro de masilla en una pistola de masilla. Corta la punta del cilindro en un ángulo de 45º. Si la punta es estrecha, córtala en un lugar donde el diámetro interno sea de aproximadamente 0,95 cm.

  5. 5

    Mantén la punta de la cinta adhesiva contra una de las junta. Aprieta el tirador con una presión continua y mueve la pistola alrededor de cada una de las juntas. Repite el proceso con todas las juntas. Es mejor tener masilla de sobra a no tener suficiente.

  6. 6

    Humedece una toalla de papel con agua. Enrolla la toalla de papel alrededor de un dedo y pásala a través de la masilla fresca para quitar cualquier exceso. Quita la cinta y limpia la masilla una vez más.

Consejos y advertencias

  • Deja que la masilla se seque durante al menos 24 horas antes de tomar un baño o una ducha.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles