Información para niños sobre las ranas y los sapos

tree frog image by john barber from Fotolia.com

Las ranas y los sapos son anfibios, son animales que pasan parte de sus vidas en el agua y parte en tierra. Las ranas y sapos se encuentran en todo el mundo, excepto en climas extremadamente fríos y secos como los de la Antártida, el Ártico y Groenlandia. De acuerdo con el zoológico de San Diego, los científicos saben de aproximadamente 4.000 especies diferentes de ranas y sapos.

Identificación

toad image by Radoslav Lazarov from Fotolia.com

Es posible decir quienes son las ranas y los sapos, examinando sus características físicas. En general, las ranas tienen una piel suave y húmeda, mientras que la piel de un sapo tiende a ser seca y cubierta de protuberancias que se asemejan a las verrugas. Las ranas tienen las piernas más largas que les permiten dar saltos, mientras que los sapos han limitado la capacidad de salto, debido a sus cortas patas, los sapos por lo general caminan a gatas. A pesar de que carecen de cuello, todas las ranas y los sapos tienen ojos saltones que les permiten ver en todas direcciones sin mover la cabeza.

Dieta

frog image by Dwight Davis from Fotolia.com

Las rana y los sapos son carnívoros, lo que significa que comen otros animales. Con sus lenguas largas y pegajosas, atrapan a una variedad de insectos, arañas, babosas y gusanos y se los llevan a la boca. Algunas de las especies más grandes también comen pequeños roedores, como ratones, e incluso otros anfibios. Las ranas y los sapos no tienen dientes, por lo que tienen que tragar su presa entera. En lugar de beber agua con sus bocas, muchas ranas la absorben a través de su piel.

Habitat

desert spotted frog sitting on a rock image by James Insogna from Fotolia.com

Las ranas y sapos se encuentran en prácticamente todos los tipos de hábitats, desde tropical hasta árido. Aunque hay excepciones, las ranas tienden a vivir en lugares cerca del agua y en ambientes húmedos, mientras que los sapos se encuentran generalmente en las regiones más secas, como algunos desiertos.

Reproducción y Desarrollo

Poisonous frog, Ronario Frog Pond, Costa Rica image by Oren Sarid from Fotolia.com

Como la mayoría de los anfibios, las ranas y los sapos comienzan su vida bajo el agua. Las hembras adultas ponen sus huevos en el agua, que eclosionan en cualquier lugar entre 14 y 23 días. En algunas especies, el progenitor masculino transporta y cuida los huevos. Los bebés, conocidos como renacuajos, tienen colas largas y respiran a través de las branquias. Dependiendo de la especie, a partir de los dos meses a un año pueden convertirse en un adulto. En el proceso, conocido como metamorfosis, los renacuajos pierden la cola y branquias y desarrollan las piernas y los pulmones que les permiten vivir en la tierra.

Advertencia

poison toad image by vla from Fotolia.com

No vas a contraer verrugas al tocar un sapo, pero algunas especies de ranas que se encuentran en las selvas tropicales de América Central y del Sur son venenosas y por lo tanto muy peligrosas. Un ser humano adulto puede morir sólo por sostener una rana venenosa, que por lo general se pueden identificar por sus colores brillantes.

Más reciente

×