Cómo hacer mortero de adobe

adobe2 image by SHERNA from Fotolia.com

Al construir una casa de adobe, lo mejor es utilizar el mismo material para el mortero que para los ladrillos. Si has comprado ladrillos de adobe fuera de tu región, puedes fácilmente mezclar mortero de adobe con materiales que estén a tu alcance. Lo único que necesitas son herramientas simples como una pala y una carretilla, aunque un mezclador para el mortero hará el trabajo mucho más fácil. A diferencia del cemento, el mortero de adobe no es cáustico y el mayor peligro que representa una salpicadura es una improvisada lucha en el lodo.

Prepara el material

Paso 1

Corta una pieza de malla de ancho suficiente para colgar sobre tu área de mezcla, para usarla como filtro. Puedes usar un tanque de almacenamiento de agua o cualquier otro recipiente similar y fuerte. Corta las maderas en dos piezas. Envuelve una al final de la malla y asegúrala con clavos para techo. Coloca el filtro sobre tu tanque para mezcla. Si estás seguro de que muy pocas rocas mayores a 1/4 de pulgada (0,6 cm) caerán sobre la mezcla, puedes obviar este paso.

Paso 2

Arroja arcilla al tanque con la pala. Presiona los terrones a través de la malla, pero no permitas que las rocas pasen a través de esta. Elimina las rocas de tanto en tanto.

Paso 3

Remoja la arcilla toda la noche de ser posible, y si no al menos por una hora. Añade sólo el agua necesaria para humedecerla. Los terrones se romperán y absorberán el agua. Si añades mucha agua, deberás esperar a que seque antes de que puedas mezclar el mortero.

Mezcla el mortero

Paso 1

Añade agua al mezclador para mortero. Mientras la máquina está en funcionamiento, añade la arcilla. Permite que la arcilla y el agua se mezclen por unos minutos, y luego añade la arena. La cantidad exacta de cada material puede variar, pero la mezcla ideal tiene un 25% de arcilla y 75% de arena. En general, la regla es que 4 galones de agua (15 litros), 7 palas de arcilla y 21 palas de arena llenarán la carretilla. Si sólo necesitas una carretilla o dos de mortero, o si no tienes un mezclador para mortero, puedes simplemente utilizar la carretilla y una azada de albañil para hacer la mezcla. Estas azadas son más grandes que las azadas de jardín y tienen dos orificios en la parte plana. Añade los materiales en el mismo orden.

Paso 2

Deja funcionar la mezcladora por varios minutos. El mortero debe mantener su forma cuando lo presionas en una bola o cuando lo arrojas con la pala sobre una capa de ladrillos de adobe. Si la mezcla está muy húmeda, deja funcionar la mezcladora por más tiempo. Si está muy seca, o si la temperatura ambiente es muy alta, podrías tener que añadir más agua.

Paso 3

Golpea suavemente el tambor de la mezcladora en funcionamiento y permite que las paletas empujen el mortero hacia la carretilla. Podría resultarte útil contar con un ayudante para este paso.

Paso 4

Rocía agua con la manguera y el rociador para limpiar. Para prevenir la oxidación, enjuaga todas tus herramientas cuando hayas terminado. Si el mortero se seca en tus herramientas de la noche a la mañana, deberías ser capaz de limpiarlas simplemente con agua de todos modos.

Más reciente

×