Cómo hacer centros de mesa para una primera comunión

Escrito por maría lorena peralta Google
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer centros de mesa para una primera comunión
(Jupiterimages/liquidlibrary/Getty Images)

Se aproxima la fecha de la primera comunión de tu hijo y quieres armar tú misma la decoración para ese día tan especial. Piensas que deberías armar unos bonitos centros de mesa para la ocasión, pero no sabes que elementos utilizar ni de qué manera diseñarlos. Si quieres aprender de una manera fácil y sencilla a hacer centros de mesa para comunión, sigue leyendo este artículo. Aquí encontrarás todo lo necesario para que puedas lucirte con la decoración de la mesa en el día de la comunión de tu hijo.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Seis recipientes de vidrio medianos
  • Seis floreros de vidrio delgados y largos
  • 24 flores blancas
  • Seis banditas elásticas
  • Gemas blancas y transparentes
  • Agua
  • 24 velas flotantes blancas

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Instrucciones

  1. 1

    Toma los recipientes de vidrio y ponle unas gotas de pegamento adhesivo alrededor, más o menos a la altura de la mitad del recipiente. Ponle el lazo amarillo y ve presionando con la yema de tus dedos para que se adhiera al pegamento. Debes trabajar con paciencia y mucho cuidado para que te quede prolijo el centro de mesa. Déjalos reposar en un lugar que esté bien ventilado durante una o dos horas hasta que se sequen por completo.

  2. 2

    Mientras se secan el pegamento, toma las flores y comienza a armar pequeños ramos de 3 o 4 flores. Procura que sean variadas en forma y tamaño. Por ejemplo puedes armar un ramillete con una rosa, un jazmín y dos claveles. Limpia con mucho cuidado los tallos y córtalos para que queden del mismo largo, sujeta las flores con una bandita elástica y ponlas en los floreros con un poco de agua.

  3. 3

    Cuando los recipientes de vidrio estén listos, pon una gota de pegamento adhesivo en el centro y pon encima el florero. Debes sostener con firmeza ambas piezas hasta que estén bien unidas. Déjalos reposar una hora hasta que se haya secado el pegamento. Luego, echa agua en el recipiente de vidrio hasta la mitad, agrega algunas gemas de cristal de color blanco o transparente y por último las velas flotantes encendidas. Lleva los centros de mesas y acomódalos con el resto de la decoración de la comunión.

No dejes de ver

Recursos

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles