DESCUBRIR
×

Consejos para hacer una agarradera con guata aislante

Actualizado 21 febrero, 2017

Las agarraderas caseras acolchadas proveen amortiguación y aislamiento del calor. Cuanto más gruesa la guata, más aislamiento provee. Agregar un revestimiento de tela resistente al calor, como la utilizada para hacer cobertores de tablas de planchar, agrega a la agarradera resistencia al calor. Las agarraderas caseras son un modo de utilizar pequeños retazos de tela. Puedes usar simples cuadrados de tela, o unir pequeños trozos de tela en un diseño de bloques. Las agarraderas decorativas también son buenos regalos.

Zedcor Wholly Owned/PhotoObjects.net/Getty Images

Cortar la guata

Corta tu material de aislamiento levemente más pequeño que tu agarradera terminada. Una vez que hayas cosido juntas las partes delantera y trasera de tu agarradera puedes rellenar con el material aislante. Empuja para que llegue a rellenar las esquinas, utilizando el mango de una cuchara de madera o una aguja de tejer para meter la guata en los rincones. Esto evita amontonamientos en los costados de la agarradera, algo importante cuando coses telas gruesas como jean o lona. Un cúter rotatorio y una alfombrilla hacen que cortar la guata del tamaño adecuado sea más fácil.

Afirmar las capas

Coser todas las capas de la agarradera juntas evita que el material aislante se deslice dentro de la misma. Cose líneas a través de la agarradera separadas entre sí por 1 pulgada) 2,5 centímetros, cose en cuadrillé o haciendo patrones aleatorios de remolinos. Si elegiste hacer un patchwork para tu agarradera, puedes coser alrededor de cada parche. Cualquier tipo de puntada está bien, siempre y cuando cosas todas las capas de tu agarradera juntas.

Tipos de guata

Puedes comprar guata hecha de poliester, algodón o lana. La de algodón y la de lana se encogerán, lo cual puede resultar en una agarradera fruncida. Lavar la guata de algodón previamente evitará esto. Si usas guata de lana, asegúrate de que sea lavable. Las agarraderas absorven cosas derramadas y otras manchas de la cocina y deben poder labarse. La guata de poliester no se encoge con los lavados. También puedes usar viejas mantas, cobertores de tablas de planchar o fieltro grueso como material de aislamiento para tu agarradera.

Otras consideraciones

Si vas a usar guata delgada para tu agarradera, corta dos capas para mayor aislamiento Después de colocar la guata dentro de tu agarradera, cose el lado abierto. Agrega ribetes decorativos alrededor de los cuatro lados, y un lazo para colgar, y da por terminada tu agarradera. Para hacer una agarradera acolchada para mangos, dobla tu agarradera a la mitad y cose un lado. El tubo aislante resultante encajará sobre el mango de una sartén de hierro u otra sartén para aislar tu mano del calor.