Crema para masajes hecha en casa

Escrito por marion sipe | Traducido por alejandra prego
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Crema para masajes hecha en casa
La crema para masajes se puede hacer en casa. (lotion de bain image by Tilio & Paolo from Fotolia.com)

Un masaje puede aflojar los músculos tensos, aliviar el dolor y ayudarte a relajarte. La única cosa que puede hacer que un buen masaje sea aún mejor es una crema relajante. El aceite para masajes demora más en ser absorbido y las lociones no se prestan al movimiento sin fricción que proporciona el aceite. La crema para masajes es la respuesta a este problema, ya que te brinda la absorción de la loción con el deslizamiento suave del aceite. Estas cremas también pueden acondicionar y humectar la piel y con los ingredientes adecuados, también pueden agregar un cosquilleo adicional para una sensación más fresca y renovadora.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • 1/2 taza de aceite de girasol
  • 1 cucharadita de aceite de coco
  • 1 cucharadita de cera de abejas
  • Aceite esencial de menta
  • Colador fino o estopilla
  • 1 taza de menta fresca (o 1/4 de taza de menta seca)
  • 1/8 de cucharadita de bórax
  • Taza medidora de vidrio
  • Batidora de mano

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Mezcla la cera de abejas, el aceite de coco y el aceite de girasol en la taza medidora de vidrio. Llena una olla con una pocas pulgadas de agua y el contenido de una taza medidora. Caliéntala a fuego medio, hasta que la cera de abeja se haya derretido, revolviendo ocasionalmente. Esto te llevará unos diez minutos.

  2. 2

    Hierve la menta en una taza de agua. Espera a que alcance un hervor y luego déjala en reposo durante cinco minutos. Cuela las hojas de menta con un colador fino o una estopilla.

  3. 3

    Mezcla el bórax con el agua de menta. Revuelve hasta que el bórax se disuelva completamente y luego calienta la mezcla hasta casi alcanzar el hervor. Puedes hacerlo en un microondas o con un baño de agua, como lo hiciste con la cera de abejas y los aceites.

  4. 4

    Quita la cera de abeja y los aceites del baño de agua y agrega el agua de menta y el bórax. Agrega unas cinco gotas de aceite esencial de menta. Este aceite es muy concentrado, por lo que debes agregar poca cantidad por vez. Puedes agregar más dependiendo del aroma deseado.

  5. 5

    Espera a que la loción se enfríe completamente. Se espesará a medida en que lo hace, por lo que no debes preocuparte si luce un poco líquida en esta etapa. Almacénala en una zona fresca, lejos de la luz solar directa para que conserve el olor y su potencia.

Consejos y advertencias

  • Si el bórax puro entra en contacto con la piel lastimada, cortada o quemada puede causar una irritación leve.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles