Cómo detener a un gato para que no orine en una alfombra

Escrito por jennifer hench | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo detener a un gato para que no orine en una alfombra
(BananaStock/BananaStock/Getty Images)

Para tener un gato le debes prestar atención, darle comida, cobijo y agua. También debes asegurarte de que tu gato esté sano, tanto física como emocionalmente. A veces los gatos pueden estar enfermos o tristes, lo que se manifestará en una mala conducta. Si tienes un gato que orina en la alfombra, necesitas buscar si hay algo que esté mal y corregir esa conducta para que no lo vuelva a hacer.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Una botella con rociador con agua
  • Golosinas para gatos
  • Nueva caja de piedras higiénicas y nuevas piedras
  • Papel de aluminio (opcional)

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Chequea a tu gato para ver si tiene algún problema de salud o médico. Acaricia a tu gato con la punta de tus dedos para sentir cualquier bulto, corte o golpe. Puede ser que tu gato esté expresando dolor o incomodidad a través de la conducta. Siente su abdomen y suavemente presiona su estómago. Si da un respingo o llora por el dolor, contacta a tu veterinario para pedirle una cita inmediata.

  2. 2

    Haz que el veterinario lo revise. Si no tiene otros síntomas, dile a su asistente, que será la que te está dando la cita, que lo llevas por micción inapropiada. Durante la visita dile al veterinario que empezó a orinar en la alfombra, con qué frecuencia lo hace y si ha tenido algún otro cambio en su conducta. Pídele que le tome una muestra de orina para eliminar cualquier infección en la vejiga o en los riñones, que pueden ser los causante de que orine fuera de su caja.

  3. 3

    Inspecciona la zona en que está su caja de piedras. Debes tener por lo menos una caja cada dos gatos. Huele el área para ver si debes cambiar las piedras. Verifica que las piedras han sido recientemente raspadas. Un gato se rehusará a usar una caja sucia y va a orinar en el piso para dejarte saber que debes atender su baño.

  4. 4

    Limpia tus alfombras, usando un servicio de limpieza alfombras profesional o usando limpieza a vapor, con la atención enfocada en las zonas en que el gato ha orinado. Debes remover el olor a orina, porque seguirá orinando en el mismo lugar. Usa un neutralizador de olores, como el polvo leudante, luego de limpiarlas para remover el olor. Nota que la orina repetida de los felinos puede hacer que necesites reemplazar la alfombra, junto con los paneles del piso si la orina la traspasó e hizo un charco.

  5. 5

    Mantén al gato cerca de la caja. Bloquea el acceso a las zonas alfombradas hasta que el gato comience nuevamente a usarla. Por ejemplo, si las cajas están en el sótano, mantén al gato en el sótano hasta que hayas notado que orinó en ellas. Si vas a usar este método, recuerda ponerle una cama y mucha comida y agua. Mientras esperas que vuelva a usar su caja debes quedarte algún tiempo con él, para que no sienta que lo secuestraste y lo dejaste solo por días.

  6. 6

    Sigue a tu gato por la casa. Si lo ves queriendo orinar en la alfombra, señálalo y dile un firme "¡No!". También le puedes tirar un poco de agua con una botella con rociador diciendo la palabra "¡No!" para reforzar el entrenamiento. Como un refuerzo positivo, dale algunas golosinas para gatos cada vez que lo veas orinar en su caja.

Consejos y advertencias

  • Coloca papel de aluminio en las zonas en que el gato ha orinado. A los gatos no les gusta el sonido de este papel y tratarán de evitar caminar sobre él.
  • No le pegues o abuses a un gato que orina la alfombra. Nunca lesiones físicamente a un animal para corregir su conducta.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles