Cómo domar a un ave salvaje como mascota

Escrito por laine doss | Traducido por laura de alba
Cómo domar a un ave salvaje como mascota
Las aves salvajes pueden convertirse en excelentes mascotas. (Photos.com/AbleStock.com/Getty Images)

La mayoría de las aves mascota en los Estados Unidos son compradas como pequeños bebés que regularmente tienen muy poco, si no es que ningún, miedo a la gente o agresión contra los humanos. Si tú, sin embargo, compras o adoptas un pájaro salvaje, seguramente tendrá problemas de confianza con la gente o de agresión al principio. Después de que lo obtienes, debes saber que necesitan constante atención y que su instinto es picar y masticar todo. Domar a una salvaje toma tiempo y paciencia, pero se puede hacer. El resultado es una mascota hábil inteligente y devota que puede ser manejada y disfrutada.

Instrucciones

    Acciones a tomar

  1. 1

    Separa un tiempo para entrenar. Puede ser cualquier momento durante el día o por la tarde, pero que sean 30 minutos para hacer lazos con tu mascota. Apégate a la agenda de entrenamiento diario.

  2. 2

    Mantén la jaula del pájaro donde haya mucha actividad de la familia. Quieres que tu pájaro se habitúe a los ruidos y olores familiares, y que se vuelva parte de tu vida.

  3. 3

    Córtale sus alas. En un ave sin domesticar, es generalmente sabio pedir a un profesional que lo haga y que te muestre cómo. Hacer esto no lo lastima. Aún será capaz de hacer un gracioso aterrizaje, pero no será capaz de hacer el "levantamiento" necesario para volar.

  4. 4

    Habitúa a tu ave a estar en la percha. Mientras que el ave está en su jaula o arriba de ella, suavemente desliza la percha debajo de su estómago por sus piernas. Debería subirse a ella. Recompénsala con un premio.

  5. 5

    Durante una semana, no intentes tocarla. Sólo habla en tono calmado mientras se encuentra en la percha. Cuando el tiempo de entrenamiento se termine, colócalo de nuevo en la jaula y dale otro premio.

  6. 6

    Después de una semana de entrenamiento en la percha, intenta mover al ave de una percha a otra con el movimiento debajo del estómago. Siempre recompénsalo.

  7. 7

    Gradualmente sustituye la percha por tu dedo (si es un ave pequeña) o mano (para un ave más grande). Recuerda recompensarla.

  8. 8

    Poco a poco toca al ave en la cabeza desde atrás. Para este momento, debe de estar acostumbrado a ti y permitirte unos cuantos cariños. No te acerques al pájaro por enfrente, ya que esto lo asustará. Suavemente muévete al área de la mejilla y tócalo ligeramente. Recompénsala.

Consejos y Advertencias

  • Los picos de las aves son poderosos y pueden lastimarte o a tus niños pequeños. Cuando la domestiques, no seas temeroso, pero ten conciencia de que puede hacerte sangrar fácilmente. No hagas movimientos bruscos repentinos y no te enojes, le grites o le pegues al ave.
  • Nunca intentes domar un ave de presa tú solo.
  • Si encuentras una lastimada o huérfana, llama a tu centro local de cuidado de la vida salvaje para pedir instrucciones sobre cómo manejar la situación. Una vez que ha sido domesticada, no puede volverla salvaje.

Necesitarás

  • Una percha lo suficientemente gruesa para que el pájaro se pose sobre ella sin tener que envolver sus garras completamente alrededor (una rama gruesa o un palo de escoba puede funcionar bien)
  • Premios (pasas y frutas secas funcionan bien)

Lista completaMinimizar