Los efectos del ciber-acoso (escolar)

Escrito por chrys lin | Traducido por cintia ros
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Los efectos del ciber-acoso (escolar)
Algunos jóvenes se involucran en el ciber-acoso escolar porque piensan que es divertido. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

El ciber-acoso (escolar) ocurre cuando un niño, pre-adolescente o adolescente es atacado por otro en línea. El ciber-acoso (escolar) implica que un menor atormente, amenace o humille a otro a través de Internet u otras tecnologías digitales. Una vez que los adultos están involucrados, ya no se llama ciber-acoso, sino ciber-hostigamiento o acoso cibernético. Según StopCyberbullying.org, los niños a menudo cambian los papeles entre agresor y víctima. El ciber-acoso (escolar) puede causar graves daños psicológicos a sus víctimas.

Otras personas están leyendo

Efectos psicológicos en las víctimas

Las víctimas del ciber-acoso (escolar) por lo general, son reticentes a hablar con los adultos o figuras de autoridad sobre él, generalmente porque se sienten avergonzados o tienen miedo a las represalias. Las víctimas pueden sucumbir a la ansiedad, la depresión y otros trastornos relacionados con el estrés. Esto se debe a que los ataques cibernéticos, a menudo, socavan la confianza de la víctima y su autoestima. Por lo general, esto también afecta el desempeño de las víctimas en la escuela, su salud, su reputación y también podría afectar a una persona por el resto de su vida.

La respuesta negativa de las víctimas

Aunque algunas víctimas pueden simplemente tolerar el acoso cibernético, en algunos casos, el mismo puede afectar tan fuertemente a un niño que él puede intentar vengarse del agresor y participar en represalias contra su torturador. Esto se considera una reacción negativa, ya que perpetúa el comportamiento negativo. En algunos casos extremos, algunos niños han matado a otros después de haber estado involucrados en incidentes de ciber-acoso (escolar). Otras veces, los menores han recurrido a hacerse daño, incluso al suicidio para escapar de los ataques cibernéticos.

Repuesta positiva de las víctimas

Algunas de las víctimas responden a sus ciber-atacantes simplemente bloqueando la comunicación con ellos o eliminando mensajes hirientes sin leerlos. Esto se considera una respuesta positiva, ya que no perpetúa un comportamiento negativo, ni fomenta la violencia o altercados. Otro tipo de respuesta positiva es cuando las víctimas buscan la ayuda de un amigo o reportan el problema a un moderador de sitio web, adulto o figura de autoridad.

Efecto en los acosadores

Los educadores a menudo responden a los incidentes de ciber-acoso suspendiendo a los autores de la escuela o sacándolos de equipos deportivos. Dado que el acoso cibernético a veces puede violar leyes reales, tales como leyes sobre acoso, las autoridades pueden intervenir y levantar cargos de delito menor a un menor de edad. En estos casos, los abogados con experiencia en derecho de menores pueden involucrarse. Si el incidente de acoso cibernético, involucra robar la contraseña de la víctima o su identidad, se trata de un delito de fraude que cae bajo la ley federal y el agresor podría enfrentar cargos criminales mucho más graves.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles