La mejor manera de guardar la ropa de invierno

Escrito por heather vecchioni | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
La mejor manera de guardar la ropa de invierno
(Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

Si bien nos gusta la llegada de la primavera, el cambio de ropa de estación es una verdadera molestia. Los pantalones y camisas gruesos, y los suéters pesados que evitan que tu atractiva piel se congele con las bajas temperaturas deben guardarse en algún lugar. Esta tarea debe hacerse adecuadamente ya que, de lo contrario, encontrarás las prendas comidas por las polillas la próxima vez que las uses. Afortunadamente, hay algunas técnicas que puedes poner en práctica para que tu ropa no se arruine durante la hibernación en primavera y verano.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Cajas
  • Fundas
  • Valijas
  • Perchas de madera o de plástico
  • Fundas de almohadas o sábanas
  • Cajas de plástico, de madera o de tela
  • Bolsitas con hojas y semillas de lavanda
  • Astillas de cedro

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Lava tu ropa. No hacerlo no solamente es repugnante, sino que puede ser perjudicial. Mientras están guardadas, las prendas son vulnerables a los insectos que ponen sus huevos o se alimentan de las fibras de las telas. Las manchas, incluidas aquéllas producidas por la transpiración o los alimentos, atraen a las chinches, lo que las hace más proclives a sufrir una invasión de este tipo de insectos. Si realmente planeas utilizar las prendas el invierno siguiente, en vez de descartar un guardarropas lleno de agujeros, necesitarás lavarlas antes de guardarlas.

  2. 2

    Encuentra un lugar donde guardar tu "equipaje". Lo ideal es hacerlo es un sitio que no sea ni muy caluroso ni muy húmedo. La mayoría de las larvas permanecen inactivas por debajo de los 40 grados Fahrenheit, lo que significa que, a esa temperatura, no empollarán en tus prendas. Un ambiente húmedo puede provocar la aparición de hongos y moho en las telas. El espacio adicional que suele haber debajo de la cama y escaleras, y los armarios son los lugares más adecuados.

  3. 3

    Conserva los envases bien cerrados. El mejor modo de proteger tus preciadas prendas es guardarlas en cajas, fundas o valijas muy bien cerradas. Las bolsas al vacío ofrecen protección no solo contra los insectos, sino también contra la humedad del aire. También estarán protegidas si las cuelgas en un armario dentro de bolsas plásticas cubiertas por sábanas o fundas de almohadas. Del mismo modo, las cajas de plástico, de madera o de tela son adecuadas para conservar tu guardarropas de calidad durante los meses cálidos.

  4. 4

    Repele las plagas. Si bien la naftalina siempre ha sido efectiva para mantener alejados de la ropa a los insectos, puede ser tóxica y dejar un olor desagradable. En lugar de eso, coloca entre tus prendas bolsitas con hojas y semillas de lavanda o con astillas de cedro dentro de las bolsas y valijas y alrededor de las perchas. Esto evitará los insectos dañinos y mantendrá tu guardarropas con un olor agradable.

Consejos y advertencias

  • Las astillas de cedro pueden perder su aroma después de un tiempo. Frótalas con un poquito de lija para liberar los aceites y un perfume más fuerte.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles