Cómo replantar las camelias

Escrito por irum sarfaraz | Traducido por alejandra prego
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo replantar las camelias
Las camelias le brindan color a los jardines con sus flores en invierno y en otoño. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

Las camelias son una gran familia de arbustos perennes y pequeños árboles, que alcanzan una altura en su madurez de 6 a 20 pies (1,8 m a 6 m). Los arbustos de camelias generalmente tienen 12 pies de alto (3,6 metros). Estas plantas se cultivan por sus grandes flores similares a la rosa que tienen tonos de rosado y rojo además de su follaje brillante, de color verde oscuro. Las camelias crecen en zonas de sombra parcial y en un suelo ácido bien drenado y ligeramente ácido. Puedes replantar o mover tu camelia a otro lugar en el jardín. El trasplante exitoso depende de seguir algunos pasos simples.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Pala
  • Mantillo orgánico

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Mueve la camelia durante la temporada más fría del año; lo ideal es a fines del otoño y principios de la primavera, como lo recomiendan Jim Rolfe e Yvonne Cave en Camellias. Si las trasplantas en la primavera, permites que la planta se establezca antes del calor del verano.

  2. 2

    Revisa el suelo en el sitio de plantación donde deseas plantar la camelia y asegúrate de que es fértil, bien drenado y ligeramente ácido. Evita plantar en suelos que no drenen bien o en suelos arcillosos. Usa la pala para cavar un nuevo hoyo de plantación a la misma profundidad a la que se encuentra actualmente la planta.

  3. 3

    Cava una zanja alrededor del tronco principal para desenterrar la planta, tratando de dejar las raíces intactas. Manipula suavemente las raíces, teniendo cuidado de no romperlas.

  4. 4

    Lleva inmediatamente la planta al nuevo sitio de plantación y coloca la misma en la misma dirección en la que se encontraba en el sitio antiguo. Si no lo haces, es probable que causes graves quemaduras en la hoja.

  5. 5

    Llena un hoyo de plantación y aplica 2 o 3 pulgadas (5 a 7 cm) de mantillo sobre la zona de las raíces. Comienza a aplicarlo a unas pulgadas del tronco. Riega bien y luego hazlo en intervalos regulares para mantener el suelo húmedo. Las hojas, las agujas de pino y la viruta de madera son buenas opciones de mantillo.

Consejos y advertencias

  • Algunos jardineros recomiendan podar la parte superior del arbusto en proporción a las raíces dañadas para que la planta mantenga su vigor. Sin embargo, Don Burke en el libro Complete Burke’s Backyard (2005), no indica que esto sea necesario. Si trasplantas a un buen suelo la planta, esta se establecerá fácilmente en el tiempo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles