Cómo darle un acabado a pisos antiguos de ladrillos

Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images

Los pisos antiguos de ladrillos proveen una apariencia atrayente a cualquier habitación. Aunque este tipo de pisos generalmente no requiere demasiado mantenimiento, sí algo de atención porque son porosos. Esto permite que la tierra y el polvo se impregnen en la superficie con el paso del tiempo. Luego de limpiarlo, hay dos formas de darle un acabado. Una es con una cera selladora; la otra es darle un acabado más completo con un sellador de ladrillos. Puedes darle un acabado a un piso de ladrillos antiguo al igual que a cualquier otro, sólo con más cuidado y atención.

Prepraración

Paso 1

Barre cualquier suciedad y polvo con una escoba. Pasa la aspiradora en el piso para una limpieza completa.

Paso 2

Limpia tu piso de ladrillos y las líneas de lechada con un paño suave, agua y un cepillo. Deja que se seque.

Paso 3

Mezcla una solución de una parte de vinagre y 15 partes de agua. Sumerge un trapeador en la solución y sácalo. Suavemente limpia el piso con el trapeador. Vuelve a aplicar la solución con el trapeador, si es necesario.

Acabado rápido

Paso 1

Mezcla una taza de amoníaco, 1/4 taza de limpiador multipropósito y 8 tazas de agua en una cubeta.

Paso 2

Suavemente aplica la solución al piso con un trapeador. Deja que se filtre durante 10 minutos; el amoníaco quitará del piso la cera vieja. Frótalo completamente con el trapeador.

Paso 3

Enjuaga el piso de ladrillo con agua limpia. Déjalo secar.

Paso 4

Aplica una cera selladora, según las instrucciones de la etiqueta de la misma. Aplica una segunda capa si es necesario.

Paso 5

Pule el piso con un trapo de microfibra con movimientos circulares.

Sellado

Paso 1

Mezcla una taza de amoníaco, 1/4 taza de limpiador multipropósito y 8 tazas de agua en un balde. Suavemente aplica la solución al piso con un trapeador mojado para quitar la cera vieja.

Paso 2

Enjuaga el piso con agua limpia y deja que se seque.

Paso 3

Coloca cinta de pintor en las partes inferiores de la pared en donde se une con los ladrillos que vas a sellar.

Paso 4

Aplica al piso un sellador designado para ladrillos con un pincel. Comienza en el extremo de la habitación opuesto a la entrada. Coloca sellador a lo largo de los bordes que se unen con la pared, usando un pequeño pincel.

Paso 5

Esparce el sellador de ladrillo sobre el resto del piso con un pincel más grande. Trabaja desde la pared más distante de la entrada.

Paso 6

Deja que tu piso se seque durante el tiempo recomendado en el recipiente de sellador. Aplica una segunda capa de sellador al piso.

Paso 7

Pule el piso con movimientos circulares con un paño de microfibra seco.

Más reciente

×