Cómo asegurarte de que las extensiones de pestañas no dañen tus pestañas

Thinkstock/Comstock/Getty Images

Las extensiones de pestañas son pestañas semi permanentes que un técnico aplica una por una sobre tus pestañas naturales. Se ven y se sienten naturales, en oposición a las pestañas postizas, que se aplican usando cintas adhesivas. Las extensiones de pestañas hacen que tus pestañas se vean más largas y llenas, y son más seguras que las postizas. Gracias a esta tecnología, ahora tienes la misma oportunidad que las modelos y celebridades de lucir pestañas bonitas que se ven tan reales como si fueran tuyas.

Step 1

Aplica cada extensión sobre una pestaña, en lugar de un grupo de dos o más. Las pestañas aplicadas en grupos son muy pesadas para una pestaña natural y dañarán el folículo piloso.

Step 2

Seca muy bien cada extensión luego de aplicarla sobre la pestaña. Hacerlo evita que el adhesivo se pegue a las pestañas cercanas y las arranque.

Step 3

Evita usar rizadores de pestañas. Estos quiebran tus pestañas y pueden causar que no vuelvan a crecer.

Step 4

No tires de las extensiones, ya que tus pestañas naturales pueden salirse con ellas. Tus pestañas se dañarían, lo que impide que crezcan.

Step 5

Escoge una técnica calificada que haya sido adecuadamente entrenada y certificada para aplicar extensiones de pestañas. Debe haber hecho cursos prácticos de entrenamiento ofrecidos por una empresa que tenga una buena reputación. No trates de aplicarte las extensiones tú misma.

×