Cómo deshacerse de tonos naranjas y rojos cuando estás tiñendo cabello.

Hair stylist image by Nina Hergarten from Fotolia.com

El cabello puede fácilmente volverse de un color rojizo-anaranjado, o metálico, cuando no se lo tiñe con el tono apropiado. Si tu cabello tiene un reflejo rojo natural -o si tienes un tono de piel cálido- teñir tu cabello con un color cálido aumentará los tonos rojizos-anaranjados. Esto también puede ocurrir cuando estés intentando teñir cabello rubio o dorado. Para evitar esto, tendrás que teñir tu cabello con un tono frío. Pero afortunadamente hay dos maneras muy simples de deshacerse de este problema.

Tónico

Paso 1

Compra un tónico para cabello semi-permanente y lavable. Los tónicos se pueden encontrar en cualquier tienda de belleza o farmacia.

Paso 2

Elige un color que sea un tono más oscuro que tu cabello teñido. Esto agregará un dejo de reflejo en tu pelo también.

Paso 3

Aplica el tónico directamente sobre tu cabello, tal como lo haces cuando usas una tintura común.

Paso 4

Deja el tónico en tu cabello durante el tiempo que se sugiere en las instrucciones.

Paso 5

Enjuaga el tónico en la ducha. No uses champú o acondicionador. El tónico liberará a tu pelo del color rojizo-anaranjado y lo dejará con sutiles reflejos.

Champú azul/púrpura

Paso 1

Compra este champú especial en cualquier tienda de artículos de belleza, salones Aveda o Internet. Los tonos azul y púrpura ayudan a neutralizar los colores rojizos-anaranjados, haciéndolos desaparecer.

Paso 2

Aplica el champú en la ducha, masajeando el producto en tu cabello.

Paso 3

Enjuaga tu cabello minuciosamente.

Paso 4

Agrega acondicionador azul o púrpura. Déjalo en el cabello entre dos y tres minutos.

Paso 5

Enjuaga el acondicionador meticulosamente. Estos champús y acondicionadores especiales son seguros para usar todos los días.

Más reciente

×