Cómo pegar toalleros de cerámica

Comstock/Comstock/Getty Images

Los toalleros de cerámica suelen tener un acabado blanco brillante y complementan la decoración del baño añadiéndole un detalle sutil y elegante. Algunos tipos de toalleros vienen con soportes de pared, mientras que otros se fijan con adhesivo. Asegura un toallero de cerámica en una pared pintada o en una pared de cerámica con masilla de silicona para construcción la cual es un adhesivo y sellador versátil y resistente.

Paso 1

Limpia la pared con una esponja usando una solución de agua caliente y jabón en la zona donde la barra se instalará. Lavar la pared asegurará que no haya suciedad que vaya a interferir con la adhesión. Enjuaga y seca la pared.

Paso 2

Coloca un nivel en la pared en la que desees instalar el toallero. Ajusta el nivel hasta que quede alineado horizontalmente y traza el borde para hacer una línea. Usa un lápiz de grafito para las paredes pintadas y un lápiz graso para las paredes de azulejos.

Paso 3

Cubre las superficies planas de la parte posterior del toallero con masilla.

Paso 4

Instala el toallero. Sumerge el dedo en alcohol y úsalo para alisar cualquier masilla que salga alrededor de los bordes de las tapas de los extremos. Limpia cualquier mancha rápidamente con un paño húmedo y caliente.

Paso 5

Coloca trozos de cinta adhesiva entrecruzados sobre las dos tapas y en la pared para sujetar la barra de la toalla en su lugar. Deja curar la masilla durante al menos ocho horas antes de quitar la cinta y usar el toallero.

Más reciente

×