Cómo tratar los problemas del ojo de un caballo

•••

Los caballos tienen uno de los ojos más grandes del reino animal, y por tanto son más propensos a sufrir lesiones y enfermedades de los ojos que otros animales. Si descubres algún problema en los ojos del caballo, hay varias maneras en las que se pueden tratar.

Passo 1

Evalúa los daños a los ojos de tu caballo y llama al veterinario si los problemas oculares incluyen cortes, desgarros o hinchazón severa. No debes curar una lesión ocular o una infección a menos que sepas cómo manejar la situación.

Passo 2

Enjuaga los ojos con una solución salina, así como los usuarios de lentes de contacto enjuagan sus lentes. Puedes usar un gotero o un émbolo para este propósito, pero asegúrate de que cubras todo el ojo.

Passo 3

Esparce un ungüento por encima y por debajo del ojo, si crees que una infección podría estar formándose. Puedes encontrar apósitos adecuados en tu tienda local o tienda de alimentos, o de tu veterinario. Sólo asegúrate de que no reciba una dosis excesiva en el propio ojo, o corre el riesgo de irritación.

Passo 4

Usa una máscara de mosca para evitar las moscas, el polvo y la suciedad fuera de la cara cuando se trata de problemas en los ojos de los caballos. Esto ayudará a limitar la posibilidad de infección y mantendrá los ojos limpios.

Passo 5

Pon a tu caballo en un establo en el que no llegue la luz directa, ya que la luz del sol puede irritar los ojos del caballo y hacerle más daños. Si no dispones de un establo, confínalo a un refugio al aire libre donde el sol no llegue a él.

Más reciente

×