Cómo blanquear las paredes

Escrito por ehow contributor | Traducido por marcela carniglia
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo blanquear las paredes
Puedes darle color a las paredes agregando un tinte al blanqueo. (pared image by Tangaxoan from Fotolia.com)

Todos conocemos la historia de cómo Tom Sawyer engañó a un grupo de muchachos con el blanqueamiento de la cerca de tía Polly. Sin embargo, aunque todos escuchamos sobre el blanqueo, la mayoría de nosotros probablemente pensemos en pintura. Pero en realidad el blanqueo no es del todo pintura, es un yeso muy delgado, hecho con la mezcla de agua y cal y varios otros ingredientes. La única similitud que tiene con la pintura es que se utiliza para colorear las paredes (o las cercas, por supuesto) y lo puedes aplicar con un pincel. El blanqueo funciona tan bien hoy como en los días de Tom Sawyer (y es la única manera en que puedes duplicar el final histórico de verdad), pero para conseguirlo, tendrás que hacerlo tú mismo.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Sellador de concreto impermeable
  • Baldes de plástico para la mezcla de blanqueo
  • Un pincel para tinte o pintura ancho
  • Hidróxido de cal
  • Sal

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Haciendo el blanqueo

  1. 1

    Empieza haciendo una pasta cremosa con cinco libras (2,25 kg) de hidróxido de calcio (también llamado cal hidratada) con dos galones (7,58 l) de agua y déjalo asentar durante toda la noche. (Esta mezcla de agua y cal se combinará y formará lo que se conoce como cal apagada, la cual es la base del yeso.)

  2. 2

    Al mismo tiempo, haz una solución de agua y sal mezclando cinco libras (2,25 kg) de sal con dos galones (7,58 l) de agua.

  3. 3

    Luego de que se asiente durante toda la noche, vierte el exceso de agua de la mezcla y agrega el agua salada para lograr una consistencia como la de la masa de panqueques.

  4. 4

    Mezcla las dos soluciones lentamente y agrega el agua salada a la cal apagada. Siempre puedes hacer una mezcla más diluida agregando más agua, pero no puedes hacerla más espesa agregando más hidróxido de calcio.

  5. 5

    Prueba la mezcla aplicándola sobre un trozo de papel que puede ser secado rápidamente. Si está muy espesa al secarse quedará áspera y granulada .

  6. 6

    Colorea tu blanqueo (si lo deseas) agregando pigmentos que no afecten a la cal. El color amarillo claro viene de agregar amarillo ocre y los óxidos de hierro pueden producir tonos rojizos o marrones.

    Aplicando en blanqueo sobre las paredes

  1. 1

    Deja que la mezcla de blanqueo se asiente durante toda la noche antes de comenzar a pintar.

  2. 2

    El blanqueo se aplicado comúnmente a las paredes exteriores, pero puede ser usado sobre las superficies interiores también. Funciona bien sobre paredes de yeso o adobe donde forma una delgada capa de yeso que afianza la superficie de base.

  3. 3

    Antes de empezar con el blanqueo, limpia la superficie de la pared para remover cualquier marca o grasitud. El blanqueo no cubre esas marcas y se verán a través de la superficie terminada.

  4. 4

    Asegúrate de cubrir los pisos, la cal del blanqueo los manchará.

  5. 5

    Moja la superficie de la pared (ayuda a que el blanqueo se extienda) y luego aplica el blanqueo usando un pincel ancho.

  6. 6

    Usa las puntas de las cerdas y aplica un gruesa capa de blanqueo. No dobles el pincel (como cuando aplicas pintura), haz un movimiento libre con brazo para que fluya. (El blanqueo es espeso y no es tan fácil o suave de aplicar como la pintura normal.)

  7. 7

    El blanqueo a menudo parecerá manchado cuando lo apliques, pero secará y se verá de un brillante color blanco al día siguiente.

Consejos y advertencias

  • El hidróxido de calcio es un aditivo del suelo que debería estar disponible en las tiendas de suministros para granjas. Puedes usar sal normal de mesa o sal para encurtidos.
  • Enjuaga muy bien el pincel luego de que termines con la aplicación del blanqueo, sino la cal lo arruinará rápidamente.
  • El blanqueo no es pintura. Se lavará con el tiempo si está expuesto a la lluvia y si te apoyas sobre la pared probablemente terminarás con tu ropa de color blanco.
  • Otros productos que han sido usados para el blanqueo incluyen pegamento, cemento Portland, jabón, leche y harina.
  • Usa guantes, mangas largas y protección en los ojos cuando mezcles y uses el blanqueo. Ya que contiene cal, el blanqueo es una mezcla cáustica.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles