Características de las uñas

Escrito por derek buckner | Traducido por valeria d'ambrosio
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Características de las uñas
Las uñas deben tener una apariencia suave, opaca y fuerte. (Goodshoot/Goodshoot/Getty Images)

Tus uñas tienen una función elemental, que es proteger los tejidos de los dedos de manos y pies. Su principal componente es una proteína especial: la queratina. Tu pelo también está compuesto por queratina. En los dedos de manos y pies, la queratina se endurece, lo que forma una superficie dura y protectora sobre los tejidos de los dedos. Cuando crece en el cuero cabelludo se mantiene blanda; esa es la razón por la que puedes modelar tu cabello.

Otras personas están leyendo

Uñas de las manos

Debido a que tus uñas cumplen una función muy importante, deben estar fuertes. Las uñas débiles y delgadas se quiebran con facilidad y no proporcionan mucha protección. Tus uñas pueden decir mucho acerca de tu salud. Deben ser transparentes y claras. Con ciertas enfermedades o factores ambientales, las uñas se pueden decolorar y adquirir un color amarillento, marrón y hasta incluso verde. El color debe ser consistente; las manchas blancas y las estrías verticales no se consideran perjudiciales.

Uñas de los pies

La apariencia y las características de las uñas de los pies deben ser similares a las de las manos. Deberían ser fuertes y firmes, pero no demasiado duras. Las uñas de los pies deben ser de color claro y de textura suave. No deben tener grietas, abolladuras ni tonos de colores inusuales. Algunas veces las uñas de los pies pueden ser gruesas y duras. También se pueden curvar a medida que se engrosan. Esto indica que no son saludables y podrías padecer una infección o enfermedad que provoquen estos síntomas.

Consejos

Puedes mantener tus uñas saludables al tomar algunas precauciones adicionales. No las muerdas ni abuses de ellas. No las uses para abrir refrescos, y si las muerdes puedes provocar una infección. Mantén tus uñas limpias y secas para reducir el riesgo de infección y conservarlas fuertes. Las uñas que permanecen mucho tiempo sumergidas en agua pueden volverse delgadas y frágiles, por lo que se quiebran o desprenden. Recorta y lima regularmente tus uñas para eliminar obstáculos o bordes irregulares que podrían causar la rotura o el desgarro de las mismas.

Advertencias

Si observas que tus uñas se decoloran, podrías padecer una infección. Las uñas pueden desarrollar infecciones fúngicas y bacterianas. Las infecciones pueden tener lugar si desgarras el lecho ungueal, o cutícula, o si tus uñas están frágiles y quebradizas. No uses quitaesmaltes con acetona más de una vez por semana, ya que podrían secar tus uñas. Opta por productos que no contengan acetona.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles