Cómo construir una cerca de madera a la medida

Escrito por jagg xaxx | Traducido por ehow contributor
Cómo construir una cerca de madera a la medida

Las buenas cercas permiten una buena relación entre vecinos.

Jupiterimages/Creatas/Getty Images

Las cercas son una parte importante de cualquier propiedad, especialmente si tienes niños pequeños o mascotas vagando. Una cerca bien construida puede mejorar el aspecto de tu hogar y, al mismo tiempo, mantener a tu familia segura. Las cercas resistentes son especialmente importantes alrededor de las piscinas u otros peligros potenciales. Estas, por otro lado, pueden mantenerse bajas, si te interesa un aspecto acogedor, o ser construidas por encima de las miradas indiscretas. Consulta con tus vecinos antes de construir una para evitar malentendidos con respecto a los limites de propiedad.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • 6 puntas metálicas para postes de 24 pulgadas de largo (0,6 m)
  • 6 postes de cedro de 4 X 4 de 8 pies de largo (2,44 m)
  • 10 tablones de cedro de 2 x 6 de 8 pies de largo
  • 95 piquetes de cedro de 1 x 6 de 6 pies de largo (1,83 m)
  • 40 tornillos de madera de 3 pulgadas de largo (0,9 m)
  • 400 tornillos de madera de 2 pulgadas de largo (0,6 m)
  • Un mazo o martillo pesado
  • Una pieza resistente de madera
  • Una llave inglesa ajustable
  • Una sierra circular
  • Un tiralíneas o raya de cal
  • Un taladro
  • Un nivel

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Construye el marco

  1. 1

    Coloca en el suelo la primera punta metálica para poste de 24 pulgadas donde quieras que comience tu cerca. Para evitar abollar los lados coloca un pedazo sólido de madera en la parte superior de la misma, y luego sitúa la unidad firmemente en el suelo con un martillo, golpeando sólo lo necesario para conseguir que la unidad penetre. Pon las puntas en posición totalmente vertical.

  2. 2

    Mide 8 pies desde este punto a todo lo largo de la cerca e introduce otra punta metálica. Continúa haciendo esto en toda tu cerca, haciendo coincidir las puntas para que los postes formen una línea recta. Si la longitud en pies no es divisible entre 8, es mejor poner las puntas de poste más cerca en vez de lejos, para obtener una máxima resistencia. Por ejemplo, si la longitud de la cerca es de 28 pies (0,71 m), coloca cinco postes a 7 pies (0,18 m) de distancia entre uno y otro, en lugar de 4 con una distancia entre sí de 9 pies (0,23 m).

  3. 3

    Coloca los postes en los marcos en la parte superior de las puntas de poste y ajusta los marcos que los rodean. Pon los postes totalmente verticales.

  4. 4

    Atornilla la cruceta inferior entre los postes primero y segundo. Hazlo a 1 pie (0,3 m) del suelo y nivela. La cruceta debe extenderse hacia la parte externa del primer poste, pero sólo hasta la mitad del segundo poste, ya que la siguiente cruceta se topará con el.

  5. 5

    Atornilla la cruceta superior cerca de 1 pie debajo de donde quedará la parte superior de los piquetes. Querrás que los postes se extiendan 6 pulgadas (0,15 m) sobre las tapas de los piquetes, así que coloca la cruceta 18 pulgadas (0,46 m) por debajo de las tapas de los postes. El hecho de que los postes se extiendan por encima de los piquetes agrega un acento atractivo a la cerca.

  6. 6

    Ajusta la verticalidad de los postes según vayas atornillando las crucetas a los postes. Los postes deben estar en posición vertical porque las crucetas los mantendrán en su lugar. Sosten un nivel en un lado de los mismos y colócalos de forma vertical según conectes las crucetas.

    Instala los piquetes

  1. 1

    Coloca tus piquetes en tu jardín durante varios días antes de instalarlos; esto permitirá que se encojan y disminuirá el espacio entre ellos en la cerca terminada.

  2. 2

    Atornilla el primer piquete de manera que su borde exterior quede parejo con el borde exterior de tu primer poste. El piquete se enrosca en el travesaño para que el frente del poste y la parte de atrás de los piquetes queden separados por el ancho de la cruceta. Coloca dos tornillos en la parte superior y dos tornillos en la parte inferior, aproximadamente a 1 pulgada (0,03 m) del borde del piquete.

  3. 3

    Deja un espacio de 4 a 6 pulgadas (0,1 a 0,15 m) entre la parte inferior del piquete y el suelo, para reducir al mínimo la humedad y la putrefacción.

  4. 4

    Atornilla todos los piquetes como lo hiciste con el primero de ellos, colocándolos sobre la marcha correctamente uno junto al otro. Revisa periódicamente los lados de los piquetes con un nivel para asegurarte de que estén verticales.

  5. 5

    Traza con la ayuda de un tiralíneas una línea a lo largo de los piquetes, a 1 pulgada (0,3 m) aproximadamente por debajo de la parte superior. Haz una línea horizontal y recta.

  6. 6

    Utilizando una sierra circular, corta, en este punto, los piquetes para dejar un tope horizontal.

Consejos y advertencias

  • Conseguir que un amigo que te ayude contribuirá a facilitar algunos pasos de este proyecto.
  • Las puntas metálicas son mucho más sencillas de colocar que cavar hoyos y ajustar postes en el cemento, aunque este último método te dará una cerca más resistente.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media