Cómo cultivar olivos

Escrito por melinda l. secor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Los olivos quedan bonitos en muchos paisajes, creciendo bastante bien en una variedad de suelos y climas, o pudiendo ser cultivados por su fruta a manos del jardinero que vive en el clima apropiado. Si plantas olivos para producción, es mejor plantar dos o tres árboles, ya que la polinización cruzada es necesaria para que muchas de las variedades sean fructíferas. Los olivos son más productivos en zonas con veranos calientes y inviernos secos y suaves. Las heladas severas o las olas de frío prolongadas pueden ser bastante perjudiciales, reduciendo o eliminando la producción para la temporada. Sin embargo, teniendo las condiciones apropiadas y con mucho cuidado y paciencia, los olivos pueden producir en abundancia, incluso los jardineros domésticos que viven en climas poco favorecedores pueden cultivar variedades enanas en recipientes que permiten trasladar las plantas para protegerlas del frio. Lee este artículo para aprender a cultivar olivos.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Debes entender que la propagación de los olivos es más común con los esquejes leñosos, tomados de ramas maduras, que de los brotes nuevos. Los esquejes deben ser tomados de un árbol maduro y fructífero cortando una porción de rama que tenga entre 12 y 18 pulgadas de largo, 3 pulgadas de diámetro y 2 temporadas de antigüedad. Trata los esquejes con hormona para raíces, luego plántalos en una maceta ligera. Mantén la tierra húmeda para estimular el crecimiento de la raíz, pero no totalmente remojada ya que una humedad excesiva puede hacer que las nuevas raíces tengan moho o se descompongan.

  2. 2

    Cuando las raíces estén asentadas y tus olivos jóvenes hayan empezado a crecer, el siguiente paso es trasplantarlos en el exterior de la casa. Escoge un lugar con mucho sol, especialmente si tu meta es obtener fruta y asegúrate de evitar zonas donde la fruta caida sea una molestia, como cerca de aceras o de patios con pisos que puedan mancharse. Los olivos prosperarán en casi cualquier suelo con un pH entre 5 y 8.5, siempre con buen drenaje. Estos árboles crecen mejor donde de la raíz se extiende sin restricción, así que asegúrate de aflojar la tierra en la zona en la que serán plantados. Añade un poco de abono a la tierra para darles un empuje de nitrógeno, pues esta especie crece y produce mejor en suelos ricos en nitrógeno. Luego, debes colocar tus olivos jóvenes y apisonar la tierra suavemente alrededor de las raíces para asegurar que no haya bolsas de aire en la tierra y regarlos completamente.

  3. 3

    Coloca estacas en tus olivos jóvenes para sujetarlos hasta que hayan desarrollado un sistema de raíz capaz de anclarlos firmemente. Durante los períodos de sequía, riégalos profundamente una vez al mes. Los olivos son resistentes a la sequía, pero la fruta puede ser afectada si hay condiciones de sequía excesivas. Se espera que los olivos que crecen de esquejes produzcan fruta en un plazo de cuatro años.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles