DESCUBRIR
×

Cómo hacer exfoliantes para pies - 3 recetas

Actualizado 21 febrero, 2017

Prepárate para enseñar tus pies luego de una exfoliación de pies casera. Utiliza ingredientes culinarios para exfoliar la piel muerta y alisar cualquier zona áspera. Tus pies estarán suaves como un bebé y se verán hermosos, como si recién hayas vuelto de una pedicura de alta categoría.

Instrucciones

Jupiterimages/Comstock/Getty Images
  1. Prueba con un exfoliante para pies de azúcar morena y aplica las sobras en rodillas y codos ásperos. Utiliza tu licuadora para triturar 2 cucharadas de avena cruda en un polvo fino. Viértelo en un bol chico y añade 2 cucharadas de azúcar morena, 1 cucharada de miel y jugo de limón, y 1 cucharada de aceite de oliva. Licúa la mezcla para formar una pasta y luego masajéala en tus pies. Ten cuidado de no resbalarte con el aceite. Frota la pasta en tus talones para alisar cualquier zona áspera y luego enjuágalos con agua tibia.

    Brown sugar macro image by Dmitry Rukhlenko from Fotolia.com
  2. Frota un exfoliante de sal marina sólo en tus pies o haz una cantidad suficiente para pulir todo tu cuerpo. Mezcla una taza de sal marina o sal de mesa, 1/4 taza de harina de maíz cruda y 1/4 taza de aceite para bebé, de oliva o de almendras. Lava tus pies y luego frótalos con la mezcla suavemente y enjuágalos con agua fría.

    fleur de sel, white sea salt crystal, white background image by Oliver Mohr from Fotolia.com
  3. Alivia la piel sensible con un exfoliante para pies de avena y áloe vera. Tritura 1/4 taza de avena cruda en una licuadora para que la mezcla quede muy fina. Vierte la mezcla en un bol con 1/4 taza de harina de maíz cruda, 1/4 taza de sal marina o kosher, 2 cucharadas de áloe vera en gel y 1/4 taza de tu loción preferida. Mezcla los ingredientes para formar una pasta. Masajéala en tus pies, prestando atención especial a tus talones. Enjuaga tus pies con agua tibia.

    aloe vera image by Magdalena Mirowicz from Fotolia.com