DESCUBRIR
×

Cómo hacer un imán de encendido y apagado

Los imanes que pueden encenderse y apagarse son conocidos como electro imanes. Cuando se encienden, el campo magnético se vuelve activo y es capaz de atraer y retener objetos metálicos. Cuando se apaga, el imán se desactiva y libera los objetos metálicos. Crear un electro imán básico le proporciona a los niños una oportunidad para aprender acerca del magnetismo y observar sus diferentes propiedades.

Instrucciones

  1. Enrolla un cable de cobre expuesto al menos 50 veces alrededor del clavo de 6 pulgadas. Asegúrate de dejar 3 pulgadas de cable como mínimo en cada extremo del clavo.

  2. Toca el extremo de cable que se extiende de la cabeza del clavo al polo negativo de la batería. Asegura la unión con cinta aislante.

  3. Conecta el otro extremo del cable al interruptor de navaja. Este tipo de interruptores están disponibles en muchas tiendas de entretenimiento.

  4. Corta un segmento adicional de alambre de cobre que tenga una longitud de 6 pulgadas. Conecta uno de los extremos a la otra terminal del interruptor y pega el extremo libre al polo positivo de la batería para completar el circuito. En este punto el electro imán está apagado.

  5. Presiona el interruptor de navaja hacia abajo para activar el electro imán. Usa clips metálicos o piezas de metal pequeñas para demostrar las propiedades magnéticas. Haz que los niños observen cómo caen los elementos cuando desactivas el electro imán.

Consejos

  • Evita mantener el imán encendido por mucho tiempo, pues los cables pueden calentarse. Mantenerlo encendido por un largo periodo también descargará la batería.
  • Dependiendo de la edad de los niños, se aconseja la supervisión de un adulto.

Necesitarás

  • Alambre de cobre
  • Un clavo de acero de 6 pulgadas
  • Una batería tipo D
  • Cinta aislante
  • Interruptor de navaja