Procedimientos de pedicura para spa

Escrito por becky lower | Traducido por barbara obregon
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Procedimientos de pedicura para spa
Date una sesión de pedicura en el hogar. (making pedicure image by NiDerLander from Fotolia.com)

Tus pies son la parte más trabajadora de tu cuerpo y merecen un trato especial. Día tras día de sufrir en tacones o zapatos cerrados de trabajo, no es de extrañar que se desarrollen callos y dolor. En lugar de esperar a que una tarjeta de regalo de spa aparezca en tu camino, ¿por qué no consentir a tus pies cansados ​​con una pedicura de spa en casa? Sigue los siguientes pasos para rejuvenecer tus pies en cualquier momento.

Otras personas están leyendo

Remojo

Remueve todo el esmalte viejo con acetona. Vierte agua caliente en un baño de pies, junto con jabón líquido, sales de baño comerciales, o tu propia mezcla de sales con 1/2 taza de sales Epsom y 1/4 de taza de bórax. Añade un poco de aceite perfumado, si lo prefieres. Asegúrate de que tienes a mano una fuente de toallas de felpa. Remoja el tiempo que quieras, pero por lo menos durante 5 minutos. Lima los callos con una lima para pies resistente, eliminando todas las células muertas.

Pedicure

Levanta un pie fuera de la bañera y sécalo. Lima tus uñas en línea recta, pero alrededor de las esquinas ligeramente. Usa un cortaúñas, si es necesario. Lima y bisela los bordes. Aplica removedor de cutículas y dales masaje. Utiliza un palillo de naranjo para empujar suavemente la cutícula. Retira cualquier cutícula suelta con tijeras. Vuelve a colocar el pie en el agua y repite el proceso con el otro pie. Frota ambos pies con un cepillo de uñas. Aplica un exfoliante para pies, a partir de 3/4 taza de azúcar, 1 cucharada de crema de leche, 1 cucharada de mantequilla real, 1 cucharada de sal marina y 1 cucharada de vainilla. Frota durante 3 minutos en cada pie. Pon los pies de nuevo en el agua. Luego aplica una mascarilla comercial, sigue las instrucciones del fabricante y espera a que se impregne. En agua fresca, usa un paño para eliminar todos los rastros de la máscara. Masajea los pies con aceite de bebé o aceite de oliva y colócalos de nuevo en el agua.

Masaje

Quita un pie del agua y seca con una toalla. Masajea la pantorrilla, usa movimientos largos con una mano mientras sujetas el tobillo con la otra. Sube hasta la parte delantera y la parte posterior de la pantorrilla, con una mayor presión en el movimiento ascendente. Alterna las manos. Cambia a un masaje de fricción, utilizando movimientos circulares con la palma de tu mano en un movimiento hacia la derecha, desde la pantorrilla hasta la rodilla, y vuelve con un masaje largo hacia abajo. Masajea el pie empezando por el talón. Aprieta el talón con el pulgar y el dedo índice varias veces. Coloca tus pulgares a un lado del pie, los dedos en el otro, y tira de tus pies con un movimiento hacia los lados, como si los separaras. Sigue con movimientos largos. Masajea los dedos de los pies, empezando por el dedo gordo, desde la base hasta la punta. Con las dos manos, frota el pie entre ellos, para crear fricción. Termina con movimientos largos y envuelve el pie con una toalla. Repite en el otro pie.

Final

Rocía los dos pies con agua tibia limpia, enjuaga y seca. Utiliza una bola de algodón y acetona para borrar todos los aceites de las uñas de los pies. Inserta separadores de dedos o coloca bolitas de algodón entre los dedos de los pies. Aplica una capa base, dos capas de color, y una capa superior. Termina con un secador de uñas. Para un tratamiento adicional, aplica manteca 100% de karité, masajea tus pies, envuelve en plástico, y cubre con un calcetín. Deja actuar durante la noche.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles