Cómo reparar grietas y agujeros en estuco

Escrito por ehow contributor | Traducido por mariana palma
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo reparar grietas y agujeros en estuco
Arregla grietas, orificios y pequeñas zonas dañadas. (Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images)

El estuco le da una hermosa apariencia arquitectónica a tu hogar, evocando estilos mediterráneos y españoles. Sin embargo, el estuco puede rajarse cuando la casa se asiente o simplemente como resultado de la expansión y contracción. Reparar el estuco lleva tiempo y no es siempre fácil. Para grandes reparaciones, ponte en contacto con un profesional para asegurarte de que el arreglo se hace correctamente y no cause más daños a la construcción.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Masilla
  • Pintura acrílica
  • Un cortafrío
  • Un mazo
  • Tijera
  • Fieltro
  • Clavos de techar
  • Un pistola grapadora
  • Grapas
  • Cemento de albañilería
  • Arena limpia
  • Agua
  • Una madera larga
  • Un fratacho de madera

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Revisa el color. El color del estuco natural cambia con los años. Si tu estuco fue pintado, las reparaciones son más simples. Si aún tiene el color original, lleva una muestra a una tienda y averigua qué tipo de pigmento debes usar para que combine con el resto del exterior. Para buscar la combinación perfecta, debes experimentar con el color en un lugar discreto.

  2. 2

    Repara una pequeña rajadura con pintura acrílica o masilla para estuco. Pinta sobre la rajadura muy finas. Las más grandes requieren masilla, que se aplica directamente con el cartucho, al igual que la masilla común, apuntando la punta del pomo hacia la rajadura y presionando levemente la palanca. Suaviza la superficie para que quede pareja con el resto y píntala.

  3. 3

    Para reparar una rajadura más grande o un agujero, usa un cortafrío y un mazo para sacar el estuco dañado. Retira los listones dañados usando tijeras. Coloca grapas en el fieltro y corta un nuevo listón que encaje en el hueco. Usa clavos para sostenerlo.

  4. 4

    Prepara la mezcla de estuco. Mezcla una capa base de dos partes de cemento de albañilería y siete partes de arena limpia. Agrega agua hasta que la mezcla mantenga su forma.

  5. 5

    Rocía la zona de reparación usando una botella pulverizadora o una manguera. Aplica una capa de mezcla hasta un cuarto pulgada (0,6 cm) de la superficie que la rodea. Cuando la capa esté dura deja que se seque durante dos días.

  6. 6

    Humedece la primera capa y aplica una segunda capa usando una madera larga que pueda apoyarse en el estuco circundante. Arrástrala hacia adelante y atrás sobre la zona para eliminar las imperfecciones. Usando un fratacho, alisa toda la zona.

  7. 7

    Deja secar el estuco lentamente rociándolo a menudo durante dos días. Haz una capa de acabado mezclando 5 partes de cemento de albañilería y 7 partes de arena limpia. Agrega agua gradualmente hasta que tenga consistencia de manteca blanda. Aplica esta mezcla a la capa seca y dale la textura necesaria para que combine con el resto de la pared. Luego píntala del color correspondiente.

Consejos y advertencias

  • Si aparece una rajadura larga en el estuco o una gotera repentina e importante, puede que tengas un problema estructural. Consulta a un profesional.
  • Si debes combinar estuco envejecido, usa pigmentos secos.
  • Usa guantes al mezclar estuco porque puede lastimarte la piel.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles