Sustituto casero de la cera para pisos

Escrito por diane perez | Traducido por katherine bastidas
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Sustituto casero de la cera para pisos
Puedes ahorrar dinero preparando tu propio sustituto de cera para pisos. (Comstock Images/Comstock/Getty Images)

Los pisos de madera dura y linóleo pueden mancharse o sufrir daños cuando se dejan sin protección. Las ceras para pisos comerciales sellan la superficie contra derrames y suciedad. Sin embargo, puedes limpiar y proteger tus pisos con un sustituto de esta cera, usando productos comunes de uso doméstico. Algunos de estos métodos de bajo costo son específicos para madera o linóleo, mientras que otros funcionan para ambos tipos de piso.

Otras personas están leyendo

Aceite de bebé

El bórax limpia los pisos de linóleo y de vinilo. El sitio web Earth Easy recomienda usar bórax con moderación en los pisos de linóleo. Vierte un galón (4,5 l) de agua tibia en un balde y agrega ¼ de taza de bórax, una taza de vinagre y unas gotas de aceite para bebé. Friega el suelo con una mopa de cuerda o de esponja. El aceite de bebé pule el suelo y lo deja con un acabado brillante.

Aceite de limón

El aceite de limón es un sustituto de la cera para pisos de madera barnizada. Mezcla unas gotas de aceite de limón con 1/2 taza de agua caliente en una botella atomizadora. Rocía la solución sobre un trapo de microfibra para limpiar primero el piso. A continuación, utiliza un paño de algodón seco, como un viejo pañal del bebé, para pulir el suelo.

Aceite de oliva

Limpia y pule la madera sin barnizar con una mezcla a partes iguales de aceite de oliva y jugo de limón en una botella atomizadora. Rocía sobre un paño de algodón limpio y frota el piso. Distribuye uniformemente el aceite de oliva para obtener una superficie brillante.

Leche desnatada

Friega los pisos de linóleo con 1/2 taza de vinagre blanco en un galón (4,5 l) de agua. Luego, enjuaga fregando con un galón de agua y 1/2 taza de leche desnatada. La leche desnatada pule el piso, dándole brillo.

Agua con gas

Después de lavar los pisos de linóleo, bríllalos con agua carbonatada o soda. No mezcles la soda con agua. Viértela directamente sobre la mopa, o en un trapo limpio.

Carbonato de sodio

Puedes limpiar los pisos de madera pintados con carbonato de sodio. Añade una cucharadita de carbonato de sodio en un galón (4,5 l) de agua caliente. Éste elimina la suciedad de la pintura, lo que permite que aflore su brillo natural.

Aceite vegetal

Pule tus pisos de madera con aceite vegetal. Mezcla cantidades iguales de vinagre y aceite vegetal en un balde. Encera los pisos frotando una pequeña cantidad de la solución en la madera con un trapo de algodón suave y puliéndolo hasta que brille.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles