Técnicas para evitar que las varillas de un sostén me lastimen la piel

Escrito por serena styles Google | Traducido por pei pei
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Técnicas para evitar que las varillas de un sostén me lastimen la piel
Un sostén con varillas levanta y separa los senos. (Comstock/Stockbyte/Getty Images)

Un sostén con varillas tiene un alambre firme integrado en la base de las copas que pretende levantar y dar forma a los senos. El alambre se inserta dentro de una especie de pequeño bolsillo acolchado que le impide lastimar la piel. De acuerdo con Jennifer Manuel Carroll y Kathy Schultz, autoras de "Underneath it all" ("Debajo de todo"), esta varilla de alambre podría causar molestias y dolor si el sujetador está mal ajustado o si necesita un reemplazo. Una simple evaluación de la prenda te dirá lo que debes hacer para acabar con las molestias.

Otras personas están leyendo

Afloja la banda de la espalda

Afloja la banda de la espalda en tu sujetador. Si la banda está demasiado apretada, puede hacer que las varillas de las copas se encajen dolorosamente en tu piel. La mayoría de los sostenes tienen tres longitudes de ajuste en la espalda. Estas opciones se ajustan para proporcionar una mayor comodidad cuando el sostén tiene varillas. Alternativamente, puedes utilizar unas extensiones de tela que alargarán la banda de la espalda de un sujetador mal ajustado para que las copas sean más cómodas. De acuerdo con Jene' Luciani y Ann Deal, autoras de "The bra book: The fashion formula to finding the perfect bra" ("El Libro del sostén: La fórmula de moda para encontrar el sujetador perfecto"), si el uso de una extensión para la espalda no soluciona el problema, quiere decir que el sujetador es de una talla incorrecta.

Alarga los tirantes

Alarga los tirantes de tu sujetador. Si los tirantes son demasiado cortos, pueden hacer que las varillas se salgan y se encajen en tus costillas, causando malestar. Los tirantes de la mayoría de los sostenes tienen un seguro de plástico o de metal que te permite extenderlos para que queden tan largos como lo necesites. Utiliza éste alargar las tirantes a una longitud en la que puedas colocar cómodamente dos de tus dedos entre la tira y tu hombro. Para asegurarte de que los tirantes tienen la misma longitud, toma el sostén y colócalo sobre una superficie y haz comparaciones. Si esto soluciona el problema, el sostén es de la talla correcta, apunta Carroll.

Compra un sostén nuevo

Compra un sostén nuevo. De acuerdo con Luciani, si un sujetador con varillas es demasiado viejo, el sistema de amortiguación que protege tu piel del alambre podría agotarse. Si este es el caso, deberás cambiar la prenda de una vez. Un profesional puede tomar las medidas de tu busto y decirte qué talla de sujetador debes comprar. La mayoría de las tiendas de lencería de renombre tienen personal capacitado que te proporcionará este servicio sin costo alguno. Después de que averigües cuál es la talla apropiada para ti, pruébate varios sostenes con varillas para encontrar el que te resulte más cómodo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles