Cómo barnizar un mueble de pino

••• Zedcor Wholly Owned/PhotoObjects.net/Getty Images

El pino es frecuentemente usado para crear muebles con un encanto rústico. Es relativamente blando y a menudo no se tiñe tan fácilmente como otros tipos de madera, pero es económico y fácil de trabajar y de formar. Una pieza de pino bien hecha será durable y atractiva si se cuida apropiadamente. Es importante sellarla y el tipo de sellador más popular es el barniz. El pino sin sellar puede filtrar una goma que es pegajosa y poco atractiva.

Passo 1

Lija el mueble con la lijadora eléctrica Orbiatal a baja velocidad. El pino se raya, abolla o daña muy fácil así que es esencial que lijes con el grano de la madera. Empieza con un grano 180 y continua con un grano 220 usando la lijadora y el lijado a mano. Limpia el mueble con un paño para polvo.

Passo 2

Aplica el controlador de tinte si intentas teñir el mueble. El controlador de tinte controlará el rango de absorción del mismo así el acabado se verá más uniforme. Esto se llama capa lavada y el líquido será muy diluido, así que aplícalo con un trapo, no con un pincel. Asegúrate de aplicar el controlador uniformemente. Deja que se seque durante seis a ocho horas.

Passo 3

Lija suavemente el mueble si el grano está levantado y vuelve a aplicar pequeñas cantidades de controlador de tinte en esas áreas.

Passo 4

Tiñe el mueble con el grano, limpiando el excedente para una apariencia uniforme. Déjalo secar durante seis a ocho horas.

Passo 5

Barniza el mueble con un barniz de acabado satinado. Deja que se seque completamente según las instrucciones del fabricante y las condiciones del medio ambiente del taller. Aplica de una a tres capas.

Más reciente

×