Cómo capturar gas metano desde el sistema séptico de tu hogar

••• Jupiterimages/Comstock/Getty Images

Los desechos humanos pueden ser una fuente de metano, un gas inflamable que se utiliza para obtener energía. Los desechos humanos no producen tanta cantidad de gas metano como lo hacen los residuos animales; nuestro sistema digestivo es más eficiente y, por lo tanto, genera menos residuos de los que se alimentan los microbios que producen el gas. Se puede capturar el gas metano que emite el sistema séptico, si se procesa el lodo que se forma en el tanque séptico.

Instrucciones

Passo 1

Abre el tanque séptico y traslada el lodo del tanque hacia el recipiente metálico. Lo ideal sería que este contenedor se encuentre bajo tierra para aislarlo. Agrega las bacterias digestoras anaeróbicas para que se inicie una colonia allí dentro y cierra el recipiente.

Passo 2

Calienta el recipiente. En el momento adecuado del año, puedes colocarlos al aire libre y dejarlo reposar al sol; en climas más fríos, debes instalar calentadores para mantener el contenido del recipiente a una temperatura adecuada para que crezcan las bacterias. Las bacterias consumen el lodo del tanque y emiten el metano.

Passo 3

Instala una tubería desde la parte superior del contenedor de bacterias hacia el compresor. Luego coloca una tubería desde el compresor hacia un tanque sólido que sea capaz de retener el gas metano bajo presión. Ejecuta el compresor periódicamente para bombear el gas metano desde el tanque metálico hacia el tanque de gas para almacenarlo.

Passo 4

Utiliza el gas metano almacenado en las maquinarias compatibles. Por ejemplo, puedes usarlo para ejecutar un calentador de agua o poner en funcionamiento una estufa.

Más reciente

×