El hábitat de las rosas

••• rosas rojas image by David Bautista from Fotolia.com

Existen muchas variedades de rosas, pero todas necesitan para sobrevivir a la madre naturaleza y encontrar en el suelo un hábitat similar. Si son atendidas y cuidadas adecuadamente, pueden desarrollarse y mantenerse bien por muchos años sin necesidad de ser trasplantadas.

Sol

sunny image by Lulu Berlu from Fotolia.com

Las rosas pueden crecer en una amplia variedad de condiciones, pero lo hacen mejor en un lugar abierto y soleado.

Agua

dia de lluvia image by SALADO from Fotolia.com

Las rosas necesitan mucha agua. En ausencia de lluvia, el riego abundante es necesario para asegurar una planta sana.

Tierra

carretera tras la lluvia image by Parato from Fotolia.com

La tierra debe ser ligeramente ácida y tener un drenaje adecuado. Coloca piedras y guijarros debajo de la base de tierra. Éstas funcionaran como drenaje para la planta. Mantener la humedad también es importante. Trata de cubrir la tierra con astillas de cedro o un mantillo para que conserven la humedad.

Fertilizante

tierra image by mividaes from Fotolia.com

Las rosas gustan de tierra enriquecida. La materia en descomposición aumenta el nivel de acidez y esto favorece el desarrollo de las rosas. Es evidente que el exceso de acidez tampoco es bueno. Nutrir la tierra una vez al año es suficiente. En caso de tierra mezclada con arcilla y arena necesitarás fertilizantes adicionales. Quizás una mitad por volumen, eso dependerá de la composición de la tierra.

Poda

Tijera image by Norberto Lauria from Fotolia.com

Lo mejor es podar las rosas justo antes de que salga un nuevo retoño y antes de que los botones empiecen a abrirse. Asegúrate de hacerlo antes de la temporada de frío o las partes podadas podrían resultar dañadas. Es importante que la hagas con tijeras de podar bien afiladas para evitar dañar la planta.

Más reciente

×