Cómo secar pimientos en el horno de gas

red chili peppers image by citylights from Fotolia.com

Secar los chiles, pimientos o ajíes es una gran manera de mantenerlos para almacenarlos a largo plazo y concentrar su sabor. Los chiles secos también pueden molerse finamente y utilizarse como mezcla de especias casera o adobo en seco. Los pimientos picantes como el habanero, serrano y jalapeño se secan mejor que los pimientos suaves como los morrones. En general, los pimientos se secan al aire o utilizando un deshidratador, sin embargo, el horno de gas funciona bien y puede secar los pimientos más rápido que los métodos tradicionales.

Paso 1

Corta los pimientos por la mitad con el cuchillo de verduras y retira todas las semillas. Si tienes una sensibilidad a los aceites del pimiento, debes usar guantes, ya que las semillas y los aceites pueden causar irritaciones leves de la piel.

Paso 2

Coloca la gasa en la rejilla del horno y enrosca un palillo entre los agujeros de la tela y un carril de la rejilla del horno. Haz esto en cada esquina de la tela para fijarla en su lugar.

Paso 3

Pon el horno en la temperatura más baja (150 a 200° F, o 65,5 a 93,3° C).

Paso 4

Coloca los pimientos en rodajas en la gasa y espácialos de modo parejo.

Paso 5

Deja los pimientos en el horno por al menos ocho horas o durante toda la noche. si es posible, vigila los pimientos cada unas pocas horas para monitorear su progreso. Un pimiento terminado se verá encogido, arrugado y sin nada de humedad.

Más reciente

×