Cómo crecer Calibrachoa

Escrito por eva bonastre
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo crecer Calibrachoa
Las plantas del género Petunia están emparentadas con las del género Calibrachoa. (Thinkstock/Comstock/Getty Images)

El género Calibrachoa está formado por unas 32 especies de la familia de las Solanaceae y está emparentado con el género Petunia. Sus pequeñas flores adornan ventanas y balcones y florecen desde la primavera hasta la primera helada del año, creciendo bien en diversas zonas de plantación. Generalmente se cultiva mediante plántulas de calibrachoa o se propaga por esquejes.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Bandeja de células de siembra
  • Bandeja de riego
  • Fuente de calor
  • Pulverizador
  • Tapa de plástico o tela de tienda de campaña
  • Cuchillo afilado o tijeras de jardinería
  • Planta madre del género Calibrachoa
  • Hormona de enraizamiento (opcional)

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Instrucciones

  1. 1

    Para hacer crecer tu jardín de calibrachoas, corta con cuidado algunos pedazos tiernos de unos 7 a 12 cm de la planta progenitora. Estos serán tus esquejes. Coloca los esquejes en un recipiente un poco profundo con agua hasta que comiencen a desarrollar raíces. Retira el tercio inferior de las hojas de los esquejes. Trasládalos a macetas vivero con la tierra humedecida previamente y cúbrelos con una tela fina de tipo tienda de campaña o con una tapa.

  2. 2

    Coloca la bandeja de riego con las macetas cubiertas y sitúalas en una zona cálida interior donde le llegue la luz de manera indirecta, como una ventana que mira hacia el norte. Las almohadillas térmicas para jardinería, similares a las almohadillas para los reptiles, o algo tan simple como un radiador son ideales para mantener la temperatura, que debe oscilar entre 15,6 y 23,9 grados Celsius.

  3. 3

    Humedece los esquejes ligeramente cada seis u ocho días, siempre añadiendo el agua a la bandeja de riego a la misma hora, y retira aquellos que estén muertos o que muestren signos de moho. Traslada a macetas los esquejes cuando se conviertan en plántulas y riégalas con agua muy regularmente.

Consejos y advertencias

  • Puedes añadir hormonas de enraizamiento en la base de los esquejes de calibrachoa, aunque las raíces de esta planta crecen muy bien sin él. Sin embargo, puede ser útil para jardineros novatos. Una vez arraigada las nuevas plantas pueden ser transferidos a macetas más grandes o, si la primavera está muy avanzada, pueden ser plantadas en los jardines.
  • Demasiada humedad y calor pueden ser perjudiciales para los esquejes. No fertilices: la fertilización antes del enraizamiento no es buena y puede dañar los esquejes. Cuidado con los rayos directos del sol, que puede quemar las plantas jóvenes y también crear un ciclo de evaporación y condensación dentro de la tapa o tela que produzcan moho y putrefacción.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles