DESCUBRIR
×

Cómo fertilizar las plantas de jazmín

Actualizado 21 febrero, 2017

Las diferentes variedades del jazmín agregan aroma y belleza a cualquier jardín. También se pueden tener en interiores. Ya sea dentro o fuera de tu casa, cuidarlas en la forma adecuada es esencial para que florezcan. Puede ser que tengas que ensayar antes de encontrar el punto medio y el momento correcto. Con persistencia y pruebas, conseguirás tener plantas magníficas.

Instrucciones

  1. Planta el jazmín en un terreno común de tu jardín que tenga niveles moderados de fertilidad. Puedes plantarlo en macetas o directamente en la tierra.

  2. Elige un fertilizante suave para alimentar tu planta. Puedes utilizar uno orgánico o uno sintético. Estos últimos son un poco más económicos, pero los orgánicos afectan menos a las raíces y hasta ayudan a mejorar el terreno.

  3. Agrega fertilizante al menos una vez por año siguiendo las indicaciones que aparecen en el envase. La primavera es una buena época para hacerlo, después de la poda.

  4. No utilices fertilizantes durante el otoño y el invierno cuando la planta está descansando. Esto es muy importante, especialmente para las plantas de interior.

  5. Experimenta con la época y la cantidad de fertilizante. Dependiendo del tipo de suelo, del uso de compost y del tipo de jazmín, puedes necesitar hacer un ajuste en el modo en que lo agregas hasta que encuentres el equilibrio ideal.

Consejos

  • Las hojas amarillas pueden ser un signo de que las plantas necesitan fertilizante.
  • El mejor momento para hacerlo es cuando la planta está saludable y empiezan a aparecer los brotes.
  • Con frecuencia, las plantas que están en macetas necesitan más fertilizantes debido a que el riego escurre los nutrientes de la tierra.

Advertencias

  • No coloques fertilizante en exceso, esto podría dañar la planta.