DESCUBRIR
×

Cómo jugar a los detectives con los niños

Actualizado 17 abril, 2017

Únete a tus niños creando un caso cuando jueguen a los detectives. Reúne un kit de detective con unos cuantos objetos baratos que haya alrededor de la casa; entonces, inventa un misterio para comprobar las habilidades de tus niños como detectives. Ayuda a los niños a analizar las pistas que revelen al culpable y resuelvan el crimen. Los jóvenes sabuesos pueden también disfrutar de una fiesta con un tema detectivesco con amigos. Envía invitaciones escritas con un código secreto, juega a los detectives y mira una película de misterio; entonces, pásales lupas y escayolas como recuerdos.

Instrucciones

Inventa un "crimen" para que jóvenes sabuesos lo investiguen. (crime examination (investigation) image by stassad from Fotolia.com)

    Un kit de detectives para montar

  1. Compra los materiales para investigar la escena del crimen, incluyendo una linterna, gafas, guantes desechables, cordón amarillo y una lupa.

    Consigue una lupa. (John Foxx/Stockbyte/Getty Images)
  2. Compra equipo para preservar la evidencia, como una cámara desechable, talco, una brocha de maquillaje para limpiar el polvo de las huellas y una escayola de París para fundir huellas. Incluye muestras de algodón, bolsas de plástico que se puedan sellar varias veces y tarros de comida de bebés vacíos para recoger una muestra.

    Compra también otros materiales, como una brocha de maquillaje. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)
  3. Decora una caja de lápices, una caja de herramientas o una bolsa de lona para que parezca un kit de detective. Escribe "Joven Detective" en el kit y pon los objetos dentro.

    Decora una caja de herramientas o de lápices. (Creatas/Creatas/Getty Images)

    Crea un misterio

  1. Escribe un mensaje codificado en un papel en blanco usando zumo de limón. El mensaje puede revelar una pista sobre la sospecha, demandar un rescate o conducir a piezas clave de la evidencia.

    Escribe en una hoja un mensaje en clave usando zumo de limón. (Comstock/Comstock/Getty Images)
  2. Planta la evidencia en la escena del crimen dejando huellas en un espejo o la televisión, un pelo junto a cualquier objeto o un rastro de migas.

    Deja huellas en un espejo o en la televisión. (Ryan McVay/Photodisc/Getty Images)
  3. Deja huellas en el suelo, bajo la ventana o conduciendo a un arbusto. Haz huellas de animales que tus hijos puedan identificar o usa zapatos distintos para que tu hijo lo empareje al que lo lleve.

    Haz huellas de animales que tu hijo puedan identificar. (John Foxx/Stockbyte/Getty Images)
  4. Prepara a tus "testigos" con detalles sobre el crimen que puedan compartir cuando tu hijo realice las entrevistas.

    Prepara tus testigos. (Comstock/Comstock/Getty Images)

    Sigue las pistas

  1. Introduce a tu hijo en el crimen dándoles el mensaje codificado. Ayúdale a sostener el papel sobre una fuente caliente, como una bombilla, que revele la pista.

    Ayúdale a descubrir el código del mensaje. (Stockbyte/Stockbyte/Getty Images)
  2. Merodea por la escena del crimen, dando indicios a tu hijo sobre dónde encontrar pistas posibles. Permítele descubrir y recoger la evidencia por sí mismo.

    Dale indicios para encontrar pistas. (Stockbyte/Stockbyte/Getty Images)
  3. Enséñale cómo limpiar el talco sobre cualquier huella usando la brocha de maquillaje. Permite a tu hijo presionar una pieza de cinta sobre la huella y quitarla para obtener una copia de la huella.

    Enséñale a limpiar el talco sobre las huellas. (Stockbyte/Stockbyte/Getty Images)
  4. Muéstrale cómo obtener una escayola para preservar la huella. Mezcla una pequeña cantidad de escayola de París y ponla sobre la huella. Deja que repose 30 minutos, entonces sácala y quítale la suciedad.

    Enséñale a obtener una escayola de la huella. (Hemera Technologies/PhotoObjects.net/Getty Images)
  5. Ayuda a tu hijo a entrevistar a los testigos, asegurándote que anota las piezas claves de la información.

    Ayúdale con las entrevistas. (John Foxx/Stockbyte/Getty Images)
  6. Revisa la evidencia con tu hijo, pero permítele llegar por sí mismo a la solución correcta. Permítele establecer sus evidencias antes de echar el guante al sospechoso y cerrar el caso,

    Ayúdale a llegar a la solución correcta. (Photodisc/Photodisc/Getty Images)

Necesitarás

  • Linterna
  • Gafas
  • Guantes desechables
  • Cordón
  • Cámara desechable
  • Lupa
  • Talco
  • Brocha de maquillaje
  • Escayola de París
  • Muestras de algodón
  • Bolsas de plástico que se puedan sellar varias veces
  • Caja de lápices, de herramientas o bolsa de mano
  • Tarros de comida de bebé vacías
  • Zumo de limón
  • Cinta