Cómo plantar en canastas de fibras de coco

Escrito por rochelle french | Traducido por adriana de marco
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo plantar en canastas de fibras de coco
Las canastas en los porches te recuerdan la vida simple y el tiempo tranquilo. (Stockbyte/Stockbyte/Getty Images)

Colgar canastas de flores es una forma de evocar las pequeñas y pintorescas ciudades con su naturaleza amigable y belleza. Las canastas en los porches te recuerdan la vida simple y el tiempo tranquilo. Puedes capturar la estética de esta belleza plantando tus propias canastas usando flores, tierra para macetas, alambre para colgarlas y forros de fibras de coco. La fibra de coco, es un forro natural y te hace más fácil el proyecto del cultivo. Con un poco de conocimiento, plantar en las canastas colgantes de fibra de coco será muy fácil.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Forros de fibra de coco
  • Una pala
  • Plantas
  • Una canasta de alambre
  • Tierra para macetas
  • Opcional: láminas de plástico, un punzón

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Asegúrate de que los forros de fibra de coco entren en las canastas de alambre que tienes, o compra algunas en las que puedas ponerlos. Si estás usando láminas, corta círculos que puedan ponerse en ellas y presiona para que queden en su lugar.

  2. 2

    Selecciona y compra plantas sanas en tu vivero local, o usa tu propios plantines. Para las canastas que van a estar a la altura de la vista, selecciona una mezcla de plantas rastreras y derechas. Las que vas a colgar más altas que el nivel de la vista deben tener plantas rastreras y más cortas y redondas.

  3. 3

    Usa un cuchillo o un punzón para hacer unos cuantos agujeros en la base de la canasta para drenaje.

  4. 4

    Haz entre 12 a 24 tajos, dependiendo del tamano de las plantas y tu canasta, alrededor del perímetro con un cuchillo filoso. Tienes que tener 3 filas de tajos, a una distancia de 3 a 4 pulgadas (7,5 a 10 cm). La fila de arriba debería estar a no menos de 3 pulgadas (7,5 cm) del borde y la de abajo a no menos de 2 a 4 pulgadas (5 a 10 cm) del fondo.

  5. 5

    Llena la canasta de tierra hasta la fila de tajos más baja.

  6. 6

    Saca las plantas de sus recipientes originales golpeándolos suavemente o si son flexibles, aprétalos. Desenreda y emprolija las raíces.

  7. 7

    Coloca las plantas sobre la capa de tierra que llega a la última fila de tajos que hiciste en la canasta, teniendo cuidado de no romper los tallos.

  8. 8

    Llena con tierra hasta la segunda fila de tajos, presionando suavemente para tapar las raíces.

  9. 9

    Coloca plantas en la fila media de tajos, permitiendo que las raíces descansen en la capa de tierra. Agrega tierra hasta la otra fila. Haz lo mismo con la fila de arriba.

  10. 10

    Coloca las flores restantes en la parte de arriba de la canasta, llenando luego con tierra. Presiona suavemente para que la tierra quede firme pero no compacta.

  11. 11

    Cuelga la canasta y riega bien.

Consejos y advertencias

  • Si las fibras de coco que usas no tienen una capa de plástico, considera agregar una lámina de este material en el interior.
  • El autor de Projects for the Birder’s Garden (Proyectos para los jardines de los amantes de los pájaros), Fern Marshall Bradley, sugiere usar las canastas de fibra de coco para plantar frutillas.
  • Una vez que se las riega, estas canastas se tornan más pesadas. Antes de colgarlas, instala un tornillo seguro, o cualquier otro mecanismo en una superficie sólida como la saliente de una viga. O instala un ángulo en una pared horizontal.
  • Las canastas de fibra de coco pueden perder agua rápidamente, aunque estén forradas con plástico, así que mantén la tierra húmeda.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles