Cómo sacar el olor y sabor a quemado de alimentos muy cocidos

Escrito por eric ervin | Traducido por frances criquet
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo sacar el olor y sabor a quemado de alimentos muy cocidos
Retira inmediatamente la comida quemada del horno para salvarla del desastre. (Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images)

Dejar comida en la estufa, en el horno o en la parrilla desatendida, o cocinar a temperaturas demasiado altas es una manera segura de quemar tus comidas y hacerlas amargas y desagradables. Aunque nadie tiene la intención de que esto suceda, ocurre todo el tiempo, especialmente con un novato en la cocina. Pero si tu plato resulta quemado, no todo está perdido. Puedes quitar el olor y el sabor a quemado de los alimentos sobrecocidos mediante el uso de las técnicas y las ideas culinarias correctas y así salvar la cena y el día.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Estufa
  • Horno
  • Agarraderas
  • Cuchara de cocina
  • Cuchillos
  • Guantes
  • Agua
  • Toallas de papel
  • Salsas
  • Especias
  • Carnes ahumadas
  • Temporizador

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Enfría el alimento. Apaga el fuego. Retira inmediatamente la comida de su fuente de calor usando unas agarraderas para detener la cocción.

  2. 2

    Quita las partes quemadas. Raspa firmemente o corta las partículas quemadas con un cuchillo afilado, salvando lo que aún puede ser utilizado. En las sopas, chiles o guisos, quita lo quemado con una cuchara.

  3. 3

    Añade agua. Lava el alimento bajo un chorro de agua fría para quitar cualquier partícula quemada. Agrega más agua a las sopas, chiles o guisos.

  4. 4

    Seca la comida. Seca las carnes y vegetales mojados completamente con toallas de papel grueso.

  5. 5

    Agrega salsa y condimentos. Cocina y vierte por encima una generosa porción de salsa que la complemente. Acompaña el pollo con salsa de tomate, la carne con salsa de carne, o el pescado con salsa de mantequilla. Condimenta con sal, pimienta y otras especia. Agrega carnes ahumadas, humo líquido o especias cajún a la sopa, chile o guiso para ocultar el sabor y aroma a quemado.

  6. 6

    Prueba la comida. Saborea tu plato rescatado para asegurarte que el aroma y sabor desagradable han sido removido. Quizás necesites condimentarlo más antes de servir.

Consejos y advertencias

  • Lava tus manos y usa guantes cuando cocines para no contaminar la comida que estás manipulando.
  • Usa un temporizador cuando estés reduciendo las salsas o cocinando nuevamente. No quieres quemar estos ingredientes también.
  • No utilices las mismas ollas, sartenes o placas de horno en que los alimentos se quemaron en un principio. El aceite quemado, las grasas y residuos de comida pueden transferirse a la comida.
  • Manipula la comida cuando esté fría o puedes quemarte las manos.
  • Si no quitas toda el agua del alimento durante la fase de secado, puede arruinar el sabor de las salsas y condimentos.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles