Lifestyle

Cómo tratar los ataques de pánico caninos

Escrito por jillian downer | Traducido por ehow contributor
Cómo tratar los ataques de pánico caninos

http://www.yuppipuppi.blogspot.com

Los ataques de pánico son comunes en los perros y mientras que algunos se pueden tratar con remedios caseros y un poco de atención extra, el problema con la ansiedad en los perros no siempre se reconoce fácilmente. Un perro mostrará pánico de muchas formas diferentes, desde una lamedura y excavación excesiva hasta comportamientos más obvios como el ladrido y la agresión. Aunque algunos perros podrían volverse violentos cuando tienen ansiedad, otros simplemente tendrán miedo, es el instinto de lucha. Pero no importa la apariencia externa de un ataque de pánico, es un problema serio y debes tratarlo con cuidado y precaución. Esta es una guía sobre cómo tratar la ansiedad de tu perro.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Manjares de perro

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Visita a tu veterinario. Algunos ataques de pánico son causados por una lesión o enfermedad desconocida. El dolor y el sufrimiento, como en los humanos, pueden conducir a la depresión. Un perro te expresará su dolor de la única manera que puede, casi siempre esto es a través de la ansiedad y de los ataques de pánico. Tu veterinario definirá claramente el problema si tiene que ver con la salud física de tu perro.

  2. 2

    Muestra tu afecto. Los perros son animales leales y encantadores y no lleva mucho esfuerzo mostrarles que les adoras. Si tu perro sufre de ansiedad severa, asegúrate de ofrecerle atención y afecto extra. Planifica al menos seis horas a la semana de tiempo dedicado a tu perro. Tómate unas pocas horas para ir al parque o a dar un paseo o simplemente para jugar en casa. Cualquier cosa que hagas, asegúrate de hacerlo únicamente tú y tu perro.

  3. 3

    Vuelve a evaluar la forma en que castigas y gratificas. Aunque es importante castigar a tu perro por la mala conducta y gratificarlo por la buena, muchas personas son demasiado severas cuando llega el castigo y poco dados a la alabanza cuando llega la recompensa. El objetivo final de un perro en la vida es complacer a su propietario y si cree que está fallando, eso hará que se vuelva temeroso y ansioso. Un "No" severo casi siempre será suficiente cuando un perro tenga un mal comportamiento. No pegues, grites o utilices objetos como escobas o periódicos para inspirar miedo en el animal. Asegúrate de que, incluso cuando hace algo mal, aún le demuestras que le quieres.

  4. 4

    Trata la ansiedad por separación. Muchos perros sufren de ataques de pánico cuando los dejas solos. Esto suele ser un comportamiento aprendido que proviene del compañerismo constante. Si tu perro está acostumbrado a tu compañía constante y esto de repente cambia, se sentirá bastante ansioso. Debes adiestrarlo de forma gradual para estar solo aumentando lentamente el tiempo que estás fuera. Comenzar con intervalos cortos de 30 minutos ayudarán a que se organice.

  5. 5

    Enfrenta la pérdida de otra mascota en la casa. Los perros, como los humanos, sentirán el dolor y la tristeza de una pérdida en la familia. Si otro animal en tu casa ha muerto, probablemente verás actuar a tu perro de forma depresiva durante unos pocos días. Aunque un período de luto es común y normal, debes buscar el tiempo de recuperación excesivo. Debes ser muy atento y encantador durante este tiempo para consolar a la mascota y asegurarle que tú no vas a desparecer.

  6. 6

    Introduce con cuidado un perro nuevo en la casa. Los perros son muy territoriales y un nuevo añadido será como una amenaza para su entorno. Si se siente como si estuviera siendo abandonado o sustituido, se pondrá ansioso. Asegúrate de dedicar el mismo tiempo a ambos animales. Preséntalos lentamente y déjales que jueguen juntos uno con el otro para establecer una relación que esté separada de la familia. Pero no intentes forzar la conexión.

Consejos y advertencias

  • Ignora las tácticas de búsqueda de atención. Muchos perros ladrarán y sollozarán como forma de llamar la atención. Si les prestas esa atención, aprenderán que su comportamiento será recompensado y continuarán haciéndolo.
  • Las señales de pánico o de ansiedad en un perro incluyen el ladrido excesivo y el lloriqueo, lametazos excesivos que comienzan a irritar o a dejar sin pelo la piel, orinar en lugares inaceptables, pérdida de apetito, excavación, agresión, escaparse, vomitar y dormir excesivamente.
  • Busca señales de lesión o dolor. Una enfermedad o lesión podrían hacer que tu perro manifieste una conducta ansiosa.
  • No te acerques sigilosamente o sorprendas a un perro ansioso. Los perros que tienen ataques de pánico son muy nerviosos, así que aproxímate a ellos sólo después de que se den cuenta de que estás ahí.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media