DESCUBRIR
×
Loading ...

Cómo hacer caramelos duros en el hogar

La preparación de caramelos duros ofrece una combinación de una receta de comida con un experimento científico dando resultados interesantes a la vista e incluso muchas veces hermosos. Un caramelo duro es básicamente azúcar cristalizada pero puede mejorarse añadiéndole sabores y colores.

Instrucciones

  1. Lleva el agua a hervor. Añade el azúcar, revolviendo la mezcla con una cuchara de madera hasta que el azúcar se disuelva y continúa hasta que la mezcla esté clara e hirviendo. Agrega alguna gotas de colorante para alimentos hasta que la mezcla alcance tu color preferido.

    Loading ...
  2. Quita la cacerola del fuego, deja que se enfríe a temperatura ambiente y luego vierte la mezcla en una jarra limpia.

  3. Ata la arandela a un trozo de cuerda que sea de 1 pulgada más corta que la profundidad de la jarra que estés usando. Ata el otro extremo de la cuerda al medio de un bolígrafo o lápiz.

  4. Sumerge la cuerda dentro de la solución dulce que has hecho, gira un poco el azúcar seco y colócalo sobre un trozo de papel encerado. Asegúrate de que esté derecho y deja que se seque y endurezca por dos o tres días.

  5. Sostiene la cuerda con el bolígrafo o lápiz en la parte superior de la jarra y la arandela suspendida en la solución de azúcar. Cubre la jarra con un trozo de papel encerado o una toalla de papel.

  6. Deja que la soga quede en la solución y a temperatura ambiente por siete días. No toques o muevas la cuerda o la jarra durante este tiempo, y tendrás hermosos critales de caramelos duros.

Loading ...

Necesitarás

  • 2 tazas de agua
  • 4 tazas de azúcar
  • Colorante para alimentos
  • Una arandela galvanizada
Loading ...