¿Cómo cuidar de una culebra de jardín?

•••

Las culebras de jardín pueden ser buenas mascotas, ya que son de naturaleza dócil e inofensiva. Son relativamente fáciles de encontrar, por lo cual no gastarás nada en adquirirlas. No crecen mucho, solo entre18 y 51 pulgadas de largo (45,72 a 129 cm), lo cual las hace bastante manejables. En su hábitat natural, comen lombrices de tierra, anfibios y ratones, por lo cual es beneficioso tenerlas dando vueltas en el jardín. Pueden vivir hasta quince años; es toda una responsabilidad tener una serpiente de este tipo. ¿Cómo cuidas de una culebra de jardín?

Passo 1

Enciende la lámpara de color y la luz ultravioleta cada mañana al despertarte. Las serpientes son reptiles, por lo cual son de sangre fría y necesitan calor para comenzar a moverse.

Passo 2

Cada mañana, dale agua fresca a tu culebra. El agua estancada bajo una lámpara de calor puede ponerse fea bastante rápido.

Passo 3

Ofrécele a la serpiente un poco de comida un par de veces por semana. Las culebras de jardín disfrutan de los pescardes (ponlos en el plato de agua), anfibios (sapos y ranas pequeñas), larvas y lombrices.

Passo 4

Quita las heces y comida no ingeridos de la planta diariamente al ponerle agua a tu serpiente.

Passo 5

Si fuera posible, sostén a la serpiente a diario. Prestarle atención le ayudará a tranquilizarse a medida que se acostumbre a ti, y se de cuenta de que no eres un peligro. Cuando la culebra de jardín tiene miedo, emite un olor potente como mecanismo de defensa. Sostener a tu serpiente frecuentemente debería ayudar a eliminar dicha costumbre.

Passo 6

Limpia toda la planta de la jaula del reptil aproximadamente una vez al mes. Límpiala cuando comience a emitir olores, ya que no se va de forma completa simplemente quitando las heces y los alimentos viejos.

Passo 7

Pon en remojo los elementos de su hábitat (platos de comida y agua, piedra para asolearse, palo y hueco para esconderse) en agua con lavandina al limpiar su acolchado. Limpia el interior del hábitat con un trapo también remojado en el agua con lavandina.

Más reciente

×