Cómo evitar que haya huellas en los pisos de madera

••• Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Los pisos de madera, que muchos eligen por su encanto clásico, su variedad de estilos y su irrefutable durabilidad, hacen que las casas se vean más atractivas. Sin embargo, al caminar sobre ellos con los pies o los zapatos sucios, pueden quedar huellas antiestéticas en estos pisos. Las partes de alto tránsito de los pisos de madera, como los pasillos y las cocinas, son especialmente vulnerables a las huellas. Aparte de verse mal, las huellas suelen contener arena abrasiva y fragmentos de suciedad que producen rayas pequeñas en la madera. Afortunadamente, puedes evitar que tus pisos de madera se llenen de huellas con unas técnicas básicas.

Passo 1

Limpia el piso de madera regularmente para eliminar la suciedad y las huellas. Comienza por barrer todo en piso con una escoba. Quita toda la arena y pedazos de suciedad de las huellas.

Passo 2

Pasa la aspiradora entre las tablas del piso de madera con una aspiradora común sin barra rotatoria. Estas barras pueden dejar marcas en los pisos de madera.

Passo 3

Añade dos gotas de líquido lavavajillas sin blanqueador en un cubo para trapeador que contenga 1 galón (3,79 l) de agua tibia. Mezcla bien la solución.

Passo 4

Sumerge un trapeador suave y limpio en la solución. Drena bien el exceso de solución.

Passo 5

Pasa el trapeador húmedo suavemente sobre las huellas, las manchas o la suciedad visible. Enjuaga el trapeador frecuentemente en otro cubo de agua para evitar que se contamine el agua con jabón. Escurre bien el trapeador después de enjuagarlo.

Passo 6

Restriega las áreas húmedas del piso de madera inmediatamente con toallas limpias de microfibra para quitar la humedad y los restos de jabón. No enjuagues el piso de madera, ya que mucha puede dañarlo.

Passo 7

Coloca tapetes sin goma en todas las entradas para evitar que se vean las huellas. Limpia tus zapatos en los tapetes cada vez que entres en tu casa.

Más reciente

×