Cómo hacer que un rotulador permanente Sharpie que se secó funcione nuevamente

••• Bryan Bedder/Getty Images Entertainment/Getty Images

Los Sharpie son rotuladores permanentes que tienen puntas gruesas, normales y finas. Estos se pueden usar para casi cualquier actividad, desde marcar recipientes hasta hacer ilustraciones. Sin importar qué uso le des a los rotuladores, es posible que en ocasiones hayas olvidado ponerles la tapa o hayas dejando transcurrir mucho tiempo sin usarlos. Si la punta de tu Sharpie se secó, existe la posibilidad de hacer que funcione nuevamente.

Passo 1

Desenrosca la tapa de la botella de alcohol.

Passo 2

Llena la tapa con alcohol hasta los 3/4 de su capacidad.

Passo 3

Sumerge la punta del Sharpie en el alcohol y mantenla allí durante unos 10 segundos, o hasta que veas los residuos de tinta filtrándose en el alcohol.

Passo 4

Pon la tapa a tu rotulador Sharpie y déjalo en reposo durante 15 minutos.

Passo 5

Usa el rotulador como de costumbre.

Más reciente

×