Cómo germinar una raíz de jícama

••• Brand X Pictures/Brand X Pictures/Getty Images

La raíz de la jícama, a veces llamada papa mexicana, es nativa de Nuevo México, Texas y del sur de México. Su sabor es algo parecido al de una manzana y tiene la consistencia de una papa, pero contiene menos almidón y menos calorías. Por estas razones, las raíces de jícama hacen una adición saludable, para la ensalada dulce de col y salsa. Aunque las jicamas son más caros que el promedio de papa, el germinar tus propia raíz puedes tener un cultivo grande y gratis en los meses más cálidos. Si disfrutas mucho de las raíces jícama, esto puede ser una forma de mantener tu presupuesto y dieta bajo control.

Passo 1

Elige una raíz de jicama grande y firme para la germinación. Debe estar libre de moho, hematomas y decoloración. Su cáscara debe ser parecida a un papel, bronceado y debe ser suave y no tener estrías o desgarres profundos.

Passo 2

Coloca la raíz de jícama dentro de una bolsa de papel. Deja la bolsa en un lugar cálido y oscuro. La temperatura debe estar por encima de 65 grados Fahrenheit (18 grados Celsius) para que la raíz brote.

Passo 3

Comprueba la raíz de jícama después de una semana o dos. Deberías ver brotes pequeños, similares a los brotes de la papa, formados en un lado de la raíz.

Passo 4

Elige un lugar para plantar tu jícama. El área debe tener pleno sol todo el día y el suelo debe estar suelto, pero oscuro y rico. Coloca un enrejado pequeño en el área.

Passo 5

Cava un hoyo de aproximadamente 6 pulgadas de profundidad (15 cm) y de ancho. Coloca la raíz de jícama brotada en el agujero y cúbrela con tierra.

Passo 6

Riega la raíz con alrededor de un cuarto de galón de agua cada semana (900 ml). Riega cada tres días durante los períodos secos. La jícama brota y trepa aproximadamente en 3 semanas. Ata los crecimientos a través del enrejado.

Más reciente

×