Hazlo tú mismo: tiñe los muebles de cuero

••• Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images

Volver a teñir los muebles de cuero es una actividad que puedes realizar en la comodidad de tu hogar por una fracción del precio que cuesta si lo hace un profesional. Este proceso lo puedes realizar cada un par de años, para combatir los signos del desgaste común de los muebles o si quieres redecorar tu hogar y que tus muebles de cuero tengan un tono mucho más oscuro. Sea cual fuere la razón para teñir tus muebles de cuero, el proceso implica el uso de una serie de productos para el cuidado del cuero, que sirven para limpiar, cambiar el color y para darle a tus muebles un lindo acabado.

Passo 1

Frota el mueble de cuero con un limpiador en aerosol apto para este material; utiliza un cepillo de cerdas para poder eliminar toda la suciedad acumulada.

Passo 2

Limpia la superficie con un paño seco para eliminar los restos de suciedad y del producto de limpieza.

Passo 3

Con mucho cuidado, rocía la superficie de cuero con una capa de tinte sin que se escurra el producto ni se formen charcos.

Passo 4

Suaviza el tinte con una esponja para que se forme una capa fina y uniforme. Deja que el producto se seque durante 15 minutos o el tiempo que indiquen las instrucciones del envase.

Passo 5

Agrega capas adicionales de tintura hasta que notes el tono deseado; aplica las capas cada 15 minutos para que se puedan secar antes de continuar agregando el producto.

Passo 6

Deja que pasen varias horas hasta que la tintura del cuero se asiente por completo.

Passo 7

Para terminar, aplica una crema acondicionadora sobre la superficie del cuero recién teñido para reponer la humedad natural del material. De esta forma, evitas que el cuero teñido se deshidrate, ya que de lo contrario se puede quebrar o agrietar.

Más reciente

×