Cómo reparar en casa los errores cometidos en la tintura del cabello

••• Hemera Technologies/AbleStock.com/Getty Images

Las mujeres independientes no tienen miedo de teñirse en casa, pero a veces las aspirantes a estilistas más expertas terminan con el cabello hecho un desastre. Desde hebras de color verde agua hasta un cabello tan cobrizo que su brillo te ciega, los horrores que se producen en el pelo requieren una atención inmediata si no quieres ir por la vida con un gorro de lana en la cabeza. Afortunadamente, la mayoría de los errores en la tintura pueden remediarse con sencillas soluciones caseras.

Quita el color verde

Passo 1

Mide una taza de salsa de tomate si el color que quedó en tu cabello es un repelente tono verde. No vas a tratar de convertir tu cabello en un platillo de pastas italianas, así que usa el puré de tomate y deja de lado la albahaca.

Passo 2

Vierte la salsa sobre tus mechas mojadas en la ducha. Los tonos rojizos de la salsa equilibrarán el verde, y la acidez ayudará a la salsa a penetrar en tu cabello.

Passo 3

Frota bien tu cabello con tus dedos. Haz que penetre bien la salsa en tu pelo desde las raíces hasta las puntas, porque el cabello con manchas verdes no es mejor que el pelo totalmente verde. Deja la salsa en tu cabello durante cinco minutos.

Passo 4

Enjuaga bien. Si el olor a comida te da náuseas, lava y vuelve a enjuagar con un champú clarificante.

Passo 5

Recubre el verde que ha quedado con una tintura de un tono levemente rojizo. Elige uno que se parezca lo más posible a tu color natural para evitar otro desastre más. Sigue las instrucciones del fabricante para que no termines en un círculo viciosos de arreglar problemas causados por las tinturas.

Baja el tono cobrizo

Passo 1

Si tu cabellera rubia se convirtió en una naranja cobrizo, usa un champú azul, los cuales están especialmente coloreados para contrastar con el cabello naranja o amarillo. Lava y enjuaga tu cabello cobrizo con un champú azul o violeta para reducir de inmediato el problema.

Passo 2

Baja el color cobrizo con un tonalizador. Los tonalizadores son tinturas para el cabello semi-permanentes que depositan pigmentos en lugar de quitar el color. Usa rubio ceniza o rubio dorado claro.

Passo 3

Invierte en productos que le den brillo a tu pelo. El champú azul es sólo un arma de todo el arsenal anti-cobrizo, y el espray y los sueros que dan brillo usan la misma teoría de color basada en el azul para bajar el tono cobrizo durante tu rutina periódica de peinado.

Regresa del lado oscuro

Passo 1

Haz un cóctel para decolorar el tono a fin de aclarar una tintura demasiado oscura. Mezcla 1 onza (30 ml) del champú que usas siempre con 2 onzas (60 ml) de peróxido. Hazte masajes con esta mezcla en tu cabello y cuero cabelludo, envuelve tu pelo con una toalla o trozo de plástico y verifica el color al cabo de cinco minutos. Enjuaga y, si sigue estando demasiado oscuro, repite el procedimiento.

Passo 2

Cambia el champú que usas habitualmente por un champú voluminizador. Estos champús trabajan volviendo áspera la cutícula, lo que significa que el color puede enjuagarse rápidamente con agua caliente.

Passo 3

Usa un blanqueador natural como el jugo de lima o de limón. Mezcla 1/4 de taza de jugo de limón con 1 taza de agua en una botella atomizadora y rocía tu cabello. Deja que se asiente durante 10 minutos y luego enjuaga. Hazlo una vez al día durante una semana hasta que tus mechas claras hayan regresado a tu cabeza.

Más reciente

×