Cómo hacer que tu ropa huela fresca sin usar suavizante para telas

Jupiterimages/Brand X Pictures/Getty Images

Las fragancias utilizadas en suavizantes y detergentes pueden irritar las fosas nasales, y algunos lugares de trabajo se han vuelto áreas sin perfume como resultado. Incluso para aquellos que no son sensibles a los productos químicos, el olor de algunos suavizantes puede ser empalagoso. Además, no todos los tejidos responden bien a los suavizantes de telas; algunos materiales salen de la secadora con manchas de aceite dejadas por el suavizante. Sin embargo, eso no significa que tus ropas están condenados a oler a rancio. Algunos cambios en tu rutina de lavado pueden hacer que tu ropa tenga olor fresco de primavera sin productos químicos agresivos.

Paso 1

Brand X Pictures/Brand X Pictures/Getty Images

Elige tu detergente para la ropa. Si estás trabajando en un ambiente libre de fragancias, compra un detergente para ropa que no contenga perfume. Si estás lavando telas que no pueden tolerar el suavizante de telas, verifica que tu detergente de ropa no sea un todo-en-uno que incluya suavizante.

Paso 2

Ordena la ropa en grupos lo suficientemente pequeños como para llenar no más de tres cuartas partes de la lavadora. La ropa apretada no se limpia bien.

Paso 3

Carga la máquina para que el detergente se distribuye uniformemente. Para las máquinas de carga superior, vierte el detergente y 1/2 taza de bicarbonato de sodio en la máquina. Comienza el ciclo de la máquina, que se inicia con el llenado con agua. Añade tu ropa cuando el detergente y el bicarbonato de sodio se disuelvan en el agua de la máquina. Vierte 1/2 taza de vinagre en la cavidad reservada para el suavizante de telas.

Para las máquinas de carga frontal, agrega el detergente y 1/2 taza de bicarbonato de sodio. Añade la ropa a la máquina y cierra la puerta. Vierte 1/2 taza de vinagre en la cavidad reservada para el suavizante de telas. Comienza el ciclo de lavado.

Paso 4

Retira la ropa de la lavadora tan pronto como se detenga el ciclo. La ropa puede comenzar a desarrollar olor a moho si se deja en un espacio húmedo y cerrado.

Paso 5

Martin Poole/Lifesize/Getty Images

Cuelga la ropa para secarla al aire libre o utiliza la potencia más baja en la secadora para evitar que se queme.

Más reciente

×