Cómo hacer soluciones hidropónicas en casa

Jupiterimages/Comstock/Getty Images

La solución con los nutrientes adecuados es decisiva para tener éxito en un jardín hidropónico. Los fertilizantes para jardín comunes no son apropiados para usar en sistemas hidropónicos porque se formulan con el supuesto de que tus plantas obtendrán algunos nutrientes del suelo. Como no hay suelo para proveer minerales, un solución hidropónica debe contener todos los elementos que una planta necesita para su desarrollo. Puedes comprar fertilizantes hidropónicos preparados, o mezclarlos por tu cuenta con ingredientes de una empresa de fertilizantes o tienda de suministros para hidroponía. Esta solución es específica para vegetales y otras plantas de crecimiento rápido.

Paso 1

Coloca 10 galones (37,8 l) de agua en un barril de mezcla. Haz una solución macronutritiva agregando 2 cucharaditas de fosfato de amonio, 4 cucharaditas y media de nitrato de calcio y 4 de sulfato de potasio y sulfato de magnesio. Mezcla hasta que todos los compuestos estén completamente disueltos.

Paso 2

Mide un cuarto de galón (0,95 l) de agua en un contenedor de 1½ cuarto de galón (1,4 l). Mezcla 1 cucharadita y ¼ de ácido bórico y 1/10 de cucharadita de cloruro de manganeso en el cuarto de galón de agua. Mezcla bien y luego toma ½ taza de esto y viértelo en tu solución macronutritiva del Paso 1.

Paso 3

Agrega un cuarto de galón de agua en otro contenedor de 1½ cuartos de galón, y agrega ½ cucharadita de quelato de hierro. Coloca 3/5 de taza de esta solución con hierro a la solución macronutritiva del Paso 1.

Paso 4

Mezcla bien la solución macronutritiva y coloca el medidor de pH. Lee la medida. Si la solución tiene un pH mayor que 7, entonces es muy alcalina. Agrega unas gotas de vinagre blanco a la solución, mezcla y vuelve a controlar el pH. Por el contrario, si la solución tiene un pH inferior a 5, agrega una pizca de bicarbonato de sosa a la solución, mezcla bien y vuelve a verificar el pH. En caso de ser necesario, continúa agregando vinagre o bicarbonato de sosa en pequeñas cantidades, mezclando y volviendo a verificar la solución hasta alcanzar un pH comprendido entre 5,5 y 6,5.

Más reciente

×