Cómo hacer cortineros para las ventanas

Escrito por mark morris | Traducido por sergio mendoza
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo hacer cortineros para las ventanas
Puedes crear tus propios cortineros a una fracción de su precio comercial.. (hanging curtain image by GeoM from Fotolia.com)

Aunque los estilos disponibles parece que están aumentando continuamente, el precio de los cortineros también. Considera hacer tu propio cortinero en lugar de comprar una imitación barata del que te gusta. Todo lo que necesitas es una barra cilíndrica, de casi cualquier material con la resistencia adecuada para soportar las cortinas y sus accesorios. Los soportes tradicionales se pueden comprar por separado y son la manera más sencilla para colgar tus cortineros. Los remates para los extremos se pueden hacer de varias maneras con materiales reciclados, por una fracción del costo de un material de marca.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Una cinta métrica
  • Tubería de PVC
  • Clavijas de madera
  • Un tubo de metal
  • Una sierra pequeña
  • Una sierra caladora
  • Una sierra alternante
  • Un cortador de PVC
  • Tiradores
  • Jaladores
  • Remates de cortina
  • Un taladro
  • Tornillos
  • Tinta
  • Pintura de látex
  • Un pincel
  • Pintura en aerosol

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Haciendo los cortineros

  1. 1

    Mide la ventana de lado a lado de la pared o del marco de la ventana. Escoge un material que resista el peso de las cortinas sin pandearse. Usa tubo de PVC de 1/2 o de 3/4 como la alternativa más barata. Las barras de madera y los pasamanos son más resistentes, pero requieren más trabajo; la tubería metálica es la más fuerte y está disponible en varios espesores.

  2. 2

    Revisa el tamaño de los ojales de las cortinas para verificar el diámetro del cortinero que se acomode. Lleva una pieza de la cortina cuando compres el material para el cortinero, y desliza el material para verificar que pase con facilidad.

  3. 3

    Mide y corta la barra a la longitud necesaria. El corte se hace para que sobrepase el borde del cristal, y quede espacio para los remates de los extremos, dependiendo del estilo elegido. Busca diferentes estilos en revistas de decoración y sitios de Internet para obtener ideas sobre diferentes estilos. Corta el PVC con un cortador de tubo para plástico, con una sierra pequeña, una sierra para metales, una sierra de vaivén o una sierra esquinera. Corta las clavijas de madera con una sierra de mano o una sierra esquinera. Corta el tubo de metal con una sierra pequeña, una sierra de vaivén o un cortador de tubo.

    Acabado de los cortineros

  1. 1

    Aplica el tinte y el acabado a los cortineros de madera con una brocha de cerdas suaves. Aplica dos capas, en el sentido de la veta, extendiéndolas de manera uniforme para evitar goteos. Deja que seque de acuerdo con las instrucciones del fabricante y aplica la segunda capa. La pintura de látex se puede aplicar de la misma manera.

  2. 2

    Pinta el PVC y el tubo metálico con pintura aerosol. Aplica una capa de base para preparar la superficie. Mantén la lata de pintura de ocho a 10 pulgadas (20,3 a 25,4 cm) del tubo y aplica la pintura con movimientos suaves, uniformes y cortos. Evita que la pintura escurra. Deja secar una hora antes de continuar.

  3. 3

    Aplica una capa final con los colores que te agraden. Usa dorado o plateado, en una capa ligera para dar un acabado antiguo, permitiendo que se vea un poco el color negro de la base. Rocía ligeramente un poco de negro sobre el recubrimiento final para un acabado aún más rústico, de metal desgastado.

    Haciendo los extremos

  1. 1

    Busca perillas de puertas, tiradores de muebles, remates de camas o incluso remates de cortineros usados. Los puedes encontrar en saldos de tiendas, ventas de garaje y en mercados de pulgas. Posiblemente en un aparador o gabinete barato puedes encontrar todos los remates que requieras para toda una habitación, por mucho menos dinero que si los compraras por separado. Retíralos quitando el tornillo de montaje con un destornillador, desde el interior de los cajones o de las puertas.

  2. 2

    Instala los remates ajustándolos en los extremos del cortinero y haciendo un orificio en el costado para asegurarlos con un tornillo pequeño. Perfora el extremo de las espigas de madera, inserta un tornillo de doble punta en el cortinero y atornilla la espiga en la punta.

  3. 3

    Usa una tapa para el tubo de PVC o de metal. Perfora un orificio en la tapa y fija el remate con su tornillo original; después coloca la tapa en el tubo. Perfora el costado de la tapa e introduce un tornillo en el tubo para soportar remates muy pesados.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles