Cómo entrenar a un perro sin correa para que se mantenga cerca

Escrito por gail marie | Traducido por ana maría guevara
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo entrenar a un perro sin correa para que se mantenga cerca
Cómo entrenar a un perro sin correa para que se mantenga cerca.

La mayoría de dueños de perros sueñan por ser capaces de llevar a su perro a lugares amplios como campos y parques para perros sin tenerlo cogido con la correa. La mayoría de los perros, cuando son liberados de la correa, disfrutan su libertad al correr lejos de su dueño, para ir a atrapar ardillas o pájaros, y generalmente no prestan atención a cualquier cosa que el dueño pueda estar diciendo a gritos corriendo detrás de él. Si tu perro está acostumbrado a estar con correa y ha experimentado solamente entrenamiento con la misma, su reacción a su libertad es natural. El truco es conseguir que tu perro se mantenga cerca mientras no tiene la correa, justo como lo hace (tiene que hacerlo) cuando la tiene. Es un proceso gradual, pero la recompensa es gratificante tanto para el perro como para el dueño.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Correa
  • Golosinas pequeñas

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Asegúrate de que tu perro pueda seguir los comandos básicos (como sentarse, levantarse, quedarse quieto, echarse y soltar) con la correa y con distracciones por una duración determinada. Si tu perro no ha llegado a este nivel de entrenamiento con la correa, probablemente no estará listo para el entrenamiento sin ella.

  2. 2

    Considera dejarle la correa atada al comienzo. Algunas veces, dejar que la correa se arrastre por el suelo le recordará a tu perro que tiene que escucharte, especialmente si todo el entrenamiento previo ha sido con correa. Depende de tu perro.

  3. 3

    Lleva a tu perro a un campo amplio con tan pocas distracciones como sea posible.

  4. 4

    Quítale la correa o simplemente suéltala.

  5. 5

    Llama al perro para que venga hacia ti y después prémialo cuando venga con una pequeña golosina y con una felicitación verbal.

  6. 6

    Cuando vuelva hacia ti cada vez después de una llamada, empieza a esconderte de tu perro (detrás de un árbol, por ejemplo). Escóndete en un lugar desde el cual puedas ver a tu perro, por supuesto, pero escóndete lo suficientemente bien como para que no seas fácilmente visible para él.

  7. 7

    Deja que tu perro te encuentre y prémialo con una pequeña golosina y con una felicitación verbal.

  8. 8

    Empieza a esconderte más rápido y por períodos más largos de tiempo, entrenando al perro a siempre mantenerte a la vista. Eventualmente no serás capaz de esconderte: él te seguirá hasta tu escondrijo. Siempre premia su buen comportamiento con golosinas pequeñas y con felicitaciones verbales.

  9. 9

    Cuando tu perro se mantenga consistentemente cerca de ti en el campo con pocas distracciones, introduce unas cuantas como otras personas y otros perros. Vuelve al campo con pocas distracciones si él no se concentra lo suficiente. Continúa la transición hasta que, sin importar qué tan loco esté en el parque para perros, puedas voltearte para irte y, sin llamarlo, tu perro te siga.

Consejos y advertencias

  • Las golosinas olorosas son especialmente efectivas para este tipo de entrenamiento ya que el perro las olerá desde mucho más lejos de lo que crees. El olor le recordará al perro de tu presencia y del premio.
  • No castigues físicamente a un perro por un "mal" comportamiento. Los perros solo hacen lo que es natural para ellos; depende de ti controlarlos.
  • No lo apures; el entrenamiento para perros toma tiempo y paciencia.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles